Deporte

Yeclano y UCAM firman el empate en un partido intenso

El defensa central azulgrana Pablo Moreno se convierte en el protagonista al marcar en propia puerta y lograr cinco minutos después el tanto de su equipo

Manu Farrando, contra el Yeclano Deportivo. | PRENSA UCAM MURCIA CF

Manu Farrando, contra el Yeclano Deportivo. | PRENSA UCAM MURCIA CF / david castillo

David Castillo

Empate a uno entre el Yeclano Deportivo y el UCAM Murcia en un encuentro bastante igualado con más ritmo de lo que se esperaba, sobre todo por parte del conjunto local. El central Pablo Moreno fue el protagonista del encuentro, ya que se marcó un gol en propia puerta a modo de accidente, e instantes después logró el empate para el Yeclano con el que se cerraría el partido pues ya no se varió el marcador en la segunda parte.

La primera mitad fue más igualada, con alguna fase incluso para el Yeclano, que compitió de tú a tú a un UCAM dos categorías superior y con dos amistosos previos. El equipo universitario se mantuvo sobrio y consistente, buscando por banda en varios momentos, y bien adaptado a las dimensiones del terreno de juego. Por momentos incluso dejó la bola al Yeclano con la intención de buscar las contras. Cuando mejor estaban los locales, una jugada que recordó al gol en la Eurocopa en propia puerta de Pedri y Simón surgió a modo de accidente. El archenero Pablo Moreno, que gustó mucho en el cómputo general, se dio un pase a su propia portería. Escasos cinco minutos después, el mismo jugador se quitó la espina logrando el empate en el segundo palo tras una acción a balón parado.

La tesitura cambió en la segunda parte, cuando se vieron a más jugadores previsiblemente titulares en el conjunto de José María Salmerón y el equipo universitario manejó el segundo acto con mucha posesión aunque sin terminar de definir las jugadas. Viti y Josema disfrutaron de las dos mejores ocasiones, ambas en faltas al borde del área, mientras que las largas posesiones y las llegadas universitarias no terminarían de calibrarse en los minutos finales. Ya en el descuento, los canteranos Luispa y Mora tuvieron en sus botas dos contras que habrían dado toda una alegría a los setecientos espectadores azulgranas que se marcharon con buen sabor de boca.