Deporte

El CTM Murcia, a por la Superdivisión de nuevo

El conjunto murciano de tenis de mesa renueva a sus tres integrantes murcianos en busca de alcanzar posiciones europeas

Integrantes del CTM Murcia durante una competición. | L.O.

Integrantes del CTM Murcia durante una competición. | L.O. / fran montiel

Fran Montiel

El Club Tenis de Mesa de Murcia logró la permanencia en la máxima competición nacional en una temporada atípica marcada por la pandemia. El presidente, Benjamín Garcés, reconoció que la crisis económica también ha afectado al tenis de mesa y que la pasada campaña tuvo que llegar a poner fondos propios para poder subsanar un año sin sponsors ni subvenciones más allá de la regional.

Ahora, con tiempo para planificar una temporada que si todo va bien dará comienzo el 16 de octubre, el presidente está moviendo hilos para poder conseguir los fondos necesarios para la competición, puesto que la subvención que llega al club es de tan solo 15.000 euros, cifra que se antoja insuficiente para volver a competir en la Superdivisión nacional, con los viajes y gastos que ella conlleva. Una categoría que recupera para la temporada 2021-2022 su formato habitual de liga a doble vuelta, ya alejado de burbujas y jornadas múltiples y que contará con doce equipos.

Formato a ida y vuelta, 22 jornadas y seis puestos que dan acceso a las competiciones europeas, lugares en la tabla a los que aspira el club: «El objetivo principal es no pasar apuros, una temporada tranquila, alejados del descenso al que te condenan las dos últimas posiciones de la tabla. Más allá de esto, está claro que intentaremos luchar por los puestos europeos», dice Garcés.

Y es que una vez que el club logra ingresar en dichas posiciones que dan acceso a otros campeonatos internacionales, empieza otro reto, el de conseguir los fondos económicos suficientes para poder viajar, competir, alojarse en distintos destinos y poder garantizar unas condiciones óptimas para los deportistas, ya que pese a ser uno de los pocos deportes en la Región que cuenta con un equipo en la máxima categoría, las marcas no se animan a patrocinar al CTM Murcia, lo que ha obligado al presidente a moverse con tiempo para conseguir ese dinero extra a la subvención que permita al club la libertad de poder decidir sobre su participación en los campeonatos europeos, en torno a unos 25.000 euros, cifra que espera poder alcanzar con la consecución de dos o tres patrocinadores.

En lo que respecta a la plantilla, los tres palistas del equipo que lograron la gesta de la permanencia (con ayuda del francés, Andréa Landrieu, que ya ha vuelto a su país de origen) han renovado su contrato una temporada más con el club y seguirán defendiendo los colores del tenis de mesa murciano por toda España. Ellos son Marc Gutiérrez, Miguel Molina y Javier Soria.

Estos tres jóvenes valores fueron la base del éxito del club en su vuelta a la superélite diez años después de tener que abandonar la máxima categoría por motivos económicos tras perder en su día el patrocinio de la UCAM. En este pasado curso, los tenistas recibieron el apoyo de un tenista francés y un chino con nacionalidad ucraniana, ambos llegados con la competición comenzada, algo que este año se espera poder corregir adquiriendo algún fichaje de caché internacional para el equipo que aporte victorias desde el principio al club para no tener que acudir al mercado con la competición ya en marcha.

El CTM Murcia, que viajará por Galicia, Cataluña o Burgos entre otros rincones de España, espera dejar el pabellón bien alto, no pasar apuros y alcanzar esos puestos que dan acceso a Europa.