Con un recorrido secreto, en el formato de clásica de un día y con Alejandro Valverde como gran y única estrella se disputará el domingo la cuadragésimo primera edición de la Vuelta Ciclista a Murcia-Gran Premio Banco Sabadell, que unirá Los Alcázares, desde donde partirá el pelotón a las dos de la tarde, y Alcantarilla. Con el paso por Sierra Espuña asegurado y primeros kilómetros por el Campo de Cartagena, se celebrará una carrera marcada por el coronavirus, trasladada del mes de febrero a mayo y donde se recomienda al público que no se acerque ni siquiera a la línea de meta. Para poder informar por televisión de la misma, la organización ha conseguido que Eurosport transmita el final de la misma durante dos horas, desde las cinco y cuarto de la tarde.

En la línea de salida estarán varios equipos ProTour entre los que figuran el Movistar Team, con Alejandro Valverde a la cabeza, quien está estos días entrenando en Andorra, y el ciezano José Joaquín Rojas Gil; el Astana sin Luis León Sánchez, que está en el Giro de Italia, pero con Óscar Rodríguez; y el UAE Team Emirates, que no traerá a Pogacar pero sí a Alexander Kirstoff y Sven Bystrom. En cuanto a las escuadras de categoría Profesional Continental destacan el Euskaltel Euskadi, con el murciano Antonio Jesús Soto Guirao y Juan José Lobato; el Gazprom Rusvelo ruso con Ilnur Zakarin; el Caja Rural, que traerá como jefe de filas a Julen Amezqueta; el Kern Pharma español, que está apadrinado por Alberto Contador; el Sport Vlaanderen belga, con Kenny De Ketele a la cabeza; el Burgos BH de Ángel Madrazo y Óscar Cabedo; el Rally UHC estadounidense; el Global6Cycling de Nueva Zelanda; el Bahrain Academy; el Electro Hiper Europa, que dirige Rafa Casero con el alcantarillero Miguel Ángel Ballesteros, ganador la semana pasada del premio de las metas volantes en la Challenge de Mallorca; el Louletano Loulé de Portugal, con Jesús del Pino; y el Gios Kiwi de Venezuela. En total, quince equipos que lucharán por triunfar en una prueba que ha vuelto a superar un gran escollo como es la pandemia aunque haya tenido que pagar el precio de volver a quedarse en un solo día.

Llegada a las 18.42

Los pocos detalles que se han desvelado sobre el recorrido son los que conciernen a la salida, que se dará a las dos de la tarde desde Los Alcázares, y la meta, que estará en el Museo de la Huerta de Alcantarilla. Allí está previsto, según el horario previsto por la organización, que se llegue a las 18.42 horas tras 192,4 kilómetros, aunque antes el pelotón pasará por la contrameta a 59 kilómetros del final, un dato que deja entrever que El Valle y la Cresta del Gallo serán algunas de las zonas por las que transitará la carrera en el último tramo.

La presentación de la prueba se celebró ayer en el Museo de la Huerta, en Alcantarilla, con la presencia del consejero de Presidencia, Turismo y Deportes, Marcos Ortuño; los alcaldes de Alcantarilla, Joaquín Buendía, y Los Alcázares, Mario Pérez; y Francisco Guzmán, director general de la prueba de la que es responsable el Club Murciano Organizador de Carreras Ciclistas.

Ortuño destacó que la Vuelta a Murcia es «el mejor escaparate para mostrar la Región como destino turístico a través de un evento consolidado y que generará un impacto económico importante, por lo que es rentable en cuanto a promoción. El ciclismo es uno de los deportes de referencia para dar a conocer la Región de Murcia fuera de nuestras fronteras y este año mucho más, ya que vamos a estar presentes en dos grandes eventos, la Vuelta Ciclista a la Región de Murcia y la Vuelta a España, en el mes de agosto», dijo el consejero.

Por su parte, el alcalde de Alcantarilla destacó que «esta es la segunda vez que acogemos la meta de esta prueba internacional, ya lo fuimos en 1999, y en 2001 y 2006 la salida estuvo en el municipio, por eso es un honor participar una vez más en una prueba deportiva de este nivel que, además, es un escaparate magnífico para dar a conocer la ciudad dentro y fuera de la Región».