El FC Cartagena CB ya es nuevo equipo de la LEB Plata. El conjunto cartagenero, que después de ganar el viernes al filial del Estudiantes, lo tenía todo a favor para conseguir el deseado ascenso, finalmente no especuló, y con una nueva victoria (71-65), en esta ocasión ante el Llucmajor mallorquín, confirmó que el próximo año jugará en la tercera categoría del baloncesto español, abandonando así la Liga EBA.

El conjunto entrenado por Paco Guillem comenzó la fase ganando al Ciudad de Huelva y al Estudiantes B, para concluir con un triunfo sobre el conjunto mallorquín en un partido donde incluso le valía con perder por una escasa diferencia. Pese a la baja por lesión de José Antonio Marco, el FC Cartagena se ha sobrepuesto a los momentos del partido donde ha sufrido más en ataque. Juani Jasen y Juanpe Jiménez, ambos con 18 puntos, han liderado a su equipo en ataque, haciendo valer su veteranía y anotando en momentos cruciales de un partido que se ha movido en escasos márgenes de diferencia pero que finalmente se ha decantado en favor de los albinegros, donde Kasse ha vuelto a ser un jugador fundamental con 14 puntos y 11 rebotes.

El baloncesto cartagenero, por tanto, vuelve a una categoría semiprofesional. Ahora el objetivo es seguir creciendo para alcanzar las cotas de hace 30 años, cuando el desaparecido Cebé Cartagena jugó en Primera, la actal LEB Oro con Derreck Hamilton como líder y con Joaquín Brizuela de entrenador. Fue en la temporada 90-91, cuando tras lograr la permanencia al ganar los play off ante Santa Coloma y Tenerife, los directivos de la época decidieron vender la plaza al Melilla por diez millones de pesetas.