La incertidumbre creada ante la vuelta de aficionados a los pabellones de la Liga Endesa ha provocado malestar en el UCAM Murcia CB. Tanto el club como sus abonados esperaban ayer dar todos los pasos posibles para que el partido de mañana frente al Morabanc Andorra en el Palacio de los Deportes (18.00 horas) fuera el primero con público en las gradas después de catorce meses. Y más aún cuando el Gobierno comunicó el miércoles la vuelta de los aficionados a los estadios de fútbol de Primera y Segunda División y a los pabellones de la ACB para las comunidades autónomas en Fase 1 de incidencia de coronavirus, en la que se encuentra la Región de Murcia. La comparecencia del ministro de Cultura y Deportes, José Manuel Rodríguez Uribes, creó más dudas en vez de despejar las incógnitas, sin embargo, el acuerdo con la Liga de fútbol (LFP) para plasmar el regreso de la afición sí que se llevó a cabo ayer para contar desde este mismo fin de semana con gente en las gradas.

No ocurrió así con el baloncesto, ya que ningún organismo se pronunció en todo el jueves. Ante este hecho, el UCAMMurcia CB, emitió a través de sus canales oficiales un comunicado en el que explicaba su malestar y consideraba este hecho como un «agravio comparativo» con el baloncesto. «El UCAM Murcia CB quiere expresar su malestar con los organismos competentes que no han autorizado hasta el momento a la Asociación de Clubes de Baloncesto (ACB) a permitir la entrada de público para el encuentro ante el Morabanc Andorra de este sábado. Una vez firmado el acuerdo con la Liga de Fútbol Profesional (LFP) para que se permita la entrada de aficionados en todas las comunidades autónomas que se encuentran en la Fase 1 de incidencia, entendemos que hay un agravio comparativo con nuestro deporte y con nuestra competición. Además, hay una evidente falta de respeto con nuestros aficionados que, a menos de 48 horas para que se dispute el encuentro, no tienen noticias sobre su posible entrada al recito deportivo», explicaba la entidad universitaria anoche en su comunicado.

«Deseamos que se despeje lo antes posible una incertidumbre que surgió con la comparecencia del Ministro de Cultura y Deportes, José Manuel Rodríguez Uribes, y que hasta el momento no ha derivado en ninguna comunicación oficial», añadía la nota.

El conjunto universitario afronta este sprint final de la temporada con dos de sus tres últimos partidos en casa (Morabanc Andorra y Casademont Zaragoza). Además, se espera que para la próxima jornada, que se disputa entre semana, regrese el público a las gradas en las zonas en Fase 1, donde el conjunto universitario se medirá este miércoles (18.30 horas) al Monbus Obradoiro en Santiago de Compostela.