El FC Cartagena cosecha un punto ante el Sabadell (1-1) no exento de polémica después de que el gol inaugural de Raúl Navas fuese anulado. Stoichkov y Rubén Castro pusieron los goles en un partido que quedó desequilibrado a favor del Cartagena a falta de media hora. Los albinegros no pudieron contra 10, a pesar de que tuvieron el dominio del partido y el peso de las ocasiones. No debe escaparse el tren de la salvación.

El partido comenzó con dificultades para el Cartagena. Los arlequinados empezaron muy incisivos, tratando de hacer daño por las bandas. Stoichkov y Juan Hernández fueron auténticos quebraderos de cabeza para la zaga cartagenerista. El Cartagena, por su parte, trataba de realizar una presión intensa en la zona de creación del Sabadell, pero los de Antonio Hidalgo lograban zafarse de ella con balones largos. Verticalidad y velocidad, los dos ingredientes de los arlequinados.

Cristian López puso la primera ocasión para el Cartagena con un gran remate de cabeza. Cayarga las servía y él las remataba. Mackay tuvo que sacar la manopla para evitar el primer tanto del Cartagena. Posteriormente, llegó la jugada de la polémica: De Blasis puso un gran balón al corazón del área, Raúl Navas se elevó sobre el área pequeña y su cabeceo entró en la portería tras impactar en Cornud.

Moreno Aragón dio el tanto por válido, pero tras una revisión de VAR de varios minutos anuló el primer tanto albinegro. El motivo: fuera de juego posicional de Aburjania, que estaba pugnando con Cornud, precisamente el motivo de esta acción. Al haber tan solo un defensor por detrás del portero, es el propio guardameta el que marca el fuera de juego.

El guion se tornaba por completo a la desgracia cuando después de que el gol fuese anulado, el Cartagena encajaría un gol inmediatamente después. Cornud centró a placer al área y Stoichkov remató de cabeza sin oposición de la defensa.

El Cartagena se tambaleó después de un revés tan grande, pero pronto se rehízo y empezó a tener el domino del balón. Aburjania pudo sorprender con un disparo desde la frontal, pero Mackay atrapó sin problemas. Pudo cantarse el segundo gol a favor de los locales, de nuevo de Stoichkov, pero el gaditano cometió falta. El conjunto albinegro acabó con buenas sensaciones la primera parte, con varias ocasiones en el tiempo de descuento.

La segunda mitad iba a comenzar con un grave contratiempo para el Cartagena. Cristian López apoyó mal la rodilla tratando de tapar una línea de pase y se quedó tendido en el suelo. El ariete albinegro tuvo que ser atendido y se retiró entre lágrimas del campo. Elady entró en su lugar.

El Cartagena seguía creciendo, controlando el balón y teniendo ocasiones. Pronto llegó su premio: De Blasis se sacó una genialidad de la manga mandando un balón bombeado hacia el área pequeña donde estaba Rubén Castro dispuesto para remacharla a portería. El canario volvió a ver portería y el Cartagena estaba vivo.

No obstante, el Sabadell seguía poniendo el peligro sobre la portería de Marc Martínez. El guardameta albinegro tuvo que emplearse a fondo para despejar un potente disparo de Héber Pena. Los arlequinados también sufrieron otro contratiempo: Jaime Sánchez sería expulsado con roja directa tras una gravísima entrada sobre De Blasis. Antonio Hidalgo metió músculo en su equipo para tratar de aguantar el resultado e intentar asustar al Cartagena. Los de Carrión seguían buscando el segundo gol: Antoñito mandó un buen balón raso hacia el área pero Rubén Castro no pudo llegar.

El preparador albinegro dio entrada a Nacho Gil y Carrasquilla, intentando aportar algo diferente a la parcela de ataque del equipo departamental. Fue precisamente Nacho Gil quien tuvo una ocasión muy clara a las puertas de la recta final, cuando le cayó en los pies un balón rechazado de Mackay. No hizo buen contacto con el balón el valenciano.

La recta final fue del Cartagena. Elady lo intentó con un disparo seco desde lejos, pero se le fue ligeramente desviado. Carrasquilla volvería a intentarlo desde la misma posición, pero Mackay pudo atajar el balón que fue bastante tibio a sus manos. Carlos David pudo tener en sus botas el 1-2, pero tampoco hizo buen contacto con la pelota en el punto de penalti. El partido se iba consumiendo y el Cartagena no podía contra 10. En el descuento, los albinegros estuvieron rondando constantemente las inmediaciones del área arlequinada, sin éxito. De Blasis tuvo la más clara con un remate de cabeza que se marchó por encima de la portería de Mackay.

Empate que no contenta a nadie en una nueva final por la permanencia. El Cartagena se queda con 35 puntos en la 19ª posición, manteniendo aún una distancia estrecha con sus rivales. Otros como el Zaragoza, han despegado; el Logroñés, va en camino. El Lugo, se hunde. La lucha por la permanencia está muy ajustada y el Cartagena no debe desaprovechar ni un punto más en los partidos venideros. El Tenerife visitará el Cartagonova la próxima jornada. Sumar de tres es una obligación.