24 de diciembre de 2020
24.12.2020
La Opinión de Murcia
Joventut10493UCAM Murcia
Baloncesto
Crónica

El UCAM Murcia más débil

El conjunto universitario cae derrotado frente al Joventut en un partido en el que le condena su mala defensa y la incapacidad para reaccionar en la segunda parte

23.12.2020 | 23:32
El base Conner Frankamp peleando ayer por un balón ante Morgan, del Joventut.

Los de Sito Alonso se despiden de finalizar la primera vuelta entre los ocho primeros.

Al UCAM Murcia CB todavía le resta un partido para finalizar este tan atípico 2020 que está volviendo a dejar un mal sabor de boca en el conjunto universitario. Y es que la derrota de ayer ante el Joventut vuelve a abrir viejas heridas que solo curan las victorias. O al menos, algunas derrotas que no sean parecidas a las de ayer en el Olímpico de Badalona (104-93). Porque el UCAM, pese a conocer la teoría y a empezar con buen pie ante uno de los rivales más sólidos en su pabellón, volvió a desplomarse en un abrir y cerrar de ojos. Contra el Unicaja Málaga salió al Carpena prácticamente sin escudo, ante el Valencia Basket perdió en el tramo final todo lo defendido en el tiempo anterior y ayer asumió demasiado pronto que solo algo inverosímil podría hacer que la victoria se marchase para Murcia.

Cierto es que los inmaculados porcentajes desde todas las líneas del Joventut vienen tanto del acierto como de las facilidades dadas por los universitarios. Pero la fortaleza mental tan endeble que mostró el UCAM en el tercer cuarto permitió a la Penya lograr una ventaja que ya se convirtió en algo insalvable. Tan solo Tomás Bellas fue capaz de sostener al equipo en los dos extremos de la pista en varios momentos, y el UCAM no es capaz de encontrar nuevos caminos cuando le tapian los viejos. Los recursos que parecía tener la plantilla al inicio del curso no terminan de florecer o por lo menos no encuentran la regularidad para cruzar de una vez por todas esa frontera que supone quedarte a las puertas o tirar directamente la madera abajo. Porque encontrar la regularidad en el juego, lo que se suele traducir luego en resultados, es lo que va a privar al equipo universitario de poder finalizar la primera vuelta entre los ocho primeros clasificados cuando restan tres jornadas (Obradoiro, BAXI Manresa y Real Madrid) para alcanzar el ecuador del calendario.

No parecía que esa sería la trama cuando el partido arrancó con un ritmo frenético. El UCAM fue de más a menos, pero luego supo recuperarse con la entrada de Tomás Bellas. DJ Strawberry fue la novedad en el quinteto inicial para emparejarse con Pau Ribas aunque el escolta catalán fue el autor de los primeros puntos de la Penya tras un triple del propio Strawberry (4-6). El UCAM estuvo muy activo en defensa hasta conseguir una ventaja de 4-10, tras la marcha de Rojas al banquillo por un golpe en la rodilla. Sin embargo, a partir de ahí, el Joventut espabiló de lo lindo con un brillante Ferrán Bassas, acompañado por Aróstegui y Morgan. En resumen, un parcial de 16-3 que obligó a Sito Alonso a tener que pedir tiempo muerto. El técnico madrileño optó por dar entrada a Bellas para volver a recuperar el ritmo del partido, y lo consiguió. Con el base a los mandos, el UCAM mejoró mucho y dejó una asistencia espectacular para Radovic antes de poner fin al primer cuarto (26-22).

Un parcial de 4-9 para iniciar el segundo cuarto metió de nuevo en el partido al UCAM gracias al liderazgo de Tomás Bellas (30-31). Al recuperar la iniciativa en el marcador, Sito Alonso apostó por devolver a pista a Frankamp para dar descanso al madrileño. Pero fue el Joventut el que aprovechó de nuevo para meter otra marcha más al partido, después de que un corte de López Aróstegui enfadase al técnico universitario ante los desajustes defensivos (34-35). En esa jugada, Davis sacó una antideportiva ante el enfado del jugador de la Penya, pero fue entonces cuando se desató el festival de Ferrán Bassas. El base se marchó al descanso con 20 puntos en su casillero, y lideró al Joventut desde el perímetro con el 5/6 conseguido en el segundo cuarto. Eso provocó que, en un abrir y cerrar de ojos, el UCAM se encontrase con quince puntos de desventaja para remontar en la segunda parte. Y es que los tiros de tres convertidos por Frankamp y Davis fueron neutralizados con esos porcentajes del rival (56-43).

El UCAM trató de volver a la pista dispuesto a recuperar el terreno perdido, pero conforme pasaban los minutos se dio cuenta de que no podía con la Penya. Eso hizo mucho daño en el equipo universitario, sobre todo a la hora de defender, a pesar de que el Joventut empezó a fallar desde el triple con un 0/4 en los primeros minutos (61-51). Con Bellas y Frankamp en pista, junto a Strawberry, Radovic y Lima, el UCAM no lograba recortar la distancia psicológica de diez puntos en el marcador. Y fue entonces cuando Bassas, desde la esquina, logró su máxima puntuación en un partido de la Liga Endesa (66-51). Bellas intentó tirar de nuevo del carro del UCAM y sostener a los suyos, pero no fue suficiente, y la impotencia del equipo universitario se tradujo en una dejadez considerable ante la inercia positiva del Joventut (84-67).

El partido se le empezó a hacer muy largo al UCAM Murcia al marcharse la diferencia a los veinte puntos cuando todavía restaba bastante tiempo para el final (89-69). El partido se detuvo durante varios minutos después de que Sadiel Rojas se llevase un golpe en la cabeza en la lucha por un rebote junto a Ventura. El alero se logró incorporar, pero a los pocos segundos se volvió a marear y tuvo que ser atendido. El partido se reanudó cuando restaban poco más de cinco minutos y el alero seguía, ya sentado, con terribles gestos de dolor. Los porcentajes inmaculados del Joventut le permitieron rozar los cien puntos cuando todavía quedaba bastante tiempo, pero el UCAM, casi sin hacer ruido, logró rebajar la distancia hasta los once puntos hasta en dos ocasiones (101-90) tras un triple de DiLeo. Después de volver a fallar desde el tiro libre, el equipo universitario logró maquillar el marcador definitivamente en un partido al que no supo responder (104-93).

Rojas acaba el encuentro en el hospital tras recibir un golpe en la cabeza



El tiempo se detuvo durante varios minutos sobre el parqué del Olímpico de Badalona. Y es que un golpe fortuito de Ventura sobre Sadiel Rojas en la lucha por un rebote durante el último cuarto noqueó al alero. El domincano tuvo que ser atendido por los servicios médicos durante bastante tiempo, y cuando logró incorporarse, se volvió a desplomar fruto de un fuerte mareo. Los gestos de dolor en el rostro del jugador del UCAM eran preocupantes, por lo que finalmente fue trasladado al hospital para realizarle más pruebas.

«Nuestro guerrero abandona el Olimpic de Badalona consciente. Se dirige hacia el ´Hospital Trias i Pujol' donde se realizarán pruebas para conocer el alcance de la conmoción. Ha sufrido un fuerte golpe en el pómulo y otro detrás de la cabeza», explicaba el club universitario a través de sus canales oficiales junto a una imagen del jugador aún dolorido.

El alero también tuvo que retirarse antes de tiempo durante el primer cuarto tras sufrir un golpe en una de sus rodillas que le hizo estar varios minutos en el banquillo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Especial

 

Baloncesto Regional 2020-2021

Conoce todos los equipos y sus plantillas y el calendario de encuentros de ACB, LEB Oro, LEB Plata, EBA, LF2 y BSR ¡Adelante!


Especial

 

Guía del fútbol regional de Murcia 2020-2021

Guía de Fútbol Regional de Murcia de la temporada 2020-2021. Conoce todos los equipos y sus plantillas y el Calendario de encuentros de 2ª, 2ªB y 3ª. ¡Adelante!