09 de junio de 2019
09.06.2019
La Opinión de Murcia
ElPozo

"El primer gol fue un golpe psicológico y eso lo tenemos que mejorar"

Diego Giustozzi, entrenador de ElPozo, confía en que su equipo «corrija los errores» para el duelo del martes

08.06.2019 | 21:58
"El primer gol fue un golpe psicológico y eso lo tenemos que mejorar"

ElPozo Murcia se llevó ayer un duro mazazo en el partido que abrió las finales de la Liga Nacional de Fútbol Sala tras caer en el Palau por 7-2 ante el Barcelona Lassa. El conjunto murciano se vino abajo en tres minutos fatídicos, aunque Diego Giustozzi confía en corregir los errores para el segundo partido que se disputará el martes. Los goles azulgranas sentaron como un jarro de agua fría, ya que llegaron en el mejor momento de ElPozo sobre la pista. Pero, en palabras del entrenador argentino, el primero fue el que más daño hizo. «El primer gol fue un golpe psicológico, y eso lo tenemos que mejorar para el martes. Debemos ser equilibrados emocionalmente en una final», afirmó el entrenador.

«Obviamente no es el resultado que veníamos a buscar. En la primera parte hemos hecho cosas bien y otras mal, pero en las malas ellos nos han penalizado. No tuvimos el mejor día, por no decir el peor, en la finalización pero tuvimos ocasiones. El resultado fue el que fue al descanso y en la segunda parte es muy difícil hacerle daño a un equipo como el Barcelona», valoró Diego Giustozzi al término del choque y confía en que su equipo se recupere de este mazazo. «Confío mucho en mis jugadores, porque durante el año fuimos mejorando y siempre que hemos corregido cosas han respondido. Tenemos que reforzar y no cometer ciertos errores el martes», explicó.

Sobre la posibilidad de que este resultado sea una herida que arrastre el equipo el resto de la final, Giustozzi dijo que «trabajaremos para que no» y añadió que «son cinco partidos y hemos hecho las cosas muy bien en los primeros diez minutos porque tuvimos muchas ocasiones a pesar de no finalizar bien. No sé como se vio desde fuera pero el 5-1 al descanso me pareció un resultado mentiroso».

«Si te digo que tácticamente y colectivo estábamos perfectos, y nos hicieron los goles en acciones individuales parecería que yo no me he equivocado y no quiero decir eso ni tampoco lo pienso. El Barcelona viene de jugar finales y nosotros tenemos a chicos que están debutando en ellas. Por eso tenemos un montón de defectos que tenemos que controlar. Hicimos daño en ataque con una infinidad de ocasiones, pero no es lo mismo finalizar en un partido de liga regular que en unas finales ante ocho mil personas», concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes