16 de mayo de 2019
16.05.2019
Como perros y gatos

Higinio Pérez, de imputado a justiciero

15.05.2019 | 22:20
Higinio Pérez, de imputado a justiciero

Cuando Twitter decidió ampliar el número de caracteres por mensaje, la HBO respiró. Por ?n podría escribir de seguido todos los títulos y cargos de Daenerys Targaryen, de la Casa Targaryen, Heredera legítima del Trono de Hierro, Reina de los Ándalos y los Primeros Hombres, Protectora de Los Siete Reinos, Madre de Dragones, Khaleesi del Gran Mar Verde, la que no arde, la Rompecadenas.

No sé por qué, pero en las últimas semanas, cada vez que veo alguna escena de Juego de Tronos en la que Khaleesi pronuncia todos sus títulos me viene a la cabeza Higinio Pérez. Y es que el abogado murciano también podría tener un apellido largo e ilustre para de?nir su trayectoria. Algo así como: Higinio Pérez Mateos, el primero de su nombre, de la Casa de Murcia, el protector del escudo de las siete coronas, el justiciero, imputado en el Caso Umbra, investigado por el Caso Casino, implicado en el Caso Ulea, perseguido por presunto trá?co de in?uencias, cohecho, malversación y asociación ilícita; en el punto de mira de la acusación particular del Caso Casino, que pide para él siete años de cárcel.

Como en los juzgados es 'vox populi' que Pérez Mateos se sentará este mismo año en el banquillo por Umbra, uno de los tres casos de corrupción en los que está investigado, al letrado no le quedó más remedio que presentar su dimisión como consejero del Real Murcia. Pero que Higinio Pérez cesase el 2 de febrero no signi?ca que haya desaparecido del día a día de la entidad grana. O es que yo tengo mala suerte, o no hay visita que haga a NC que no me lo encuentre por allí.

Pues antes de abandonar su cargo de consejero para ir preparando su defensa en los casos Umbra, Casino y Ulea -si algo está claro es que trabajo tiene por delante para librarse de la cárcel-, Higinio quiso hacer un último favor al Real Murcia.

Como ya habrán leído por ahí, el abogado murciano presentó en la Fiscalía denuncias contra los quince consejeros que han pasado por el club grana durante las etapas de Raúl Moro y Víctor Gálvez. No uno, ni dos, ni tres... Quince. Han escuchado bien. Parece que hasta consejeros que no estuvieron ni un par de meses en el cargo, como Gustavo Pomar o Antonio Gimeno, han sido incluidos en una lista negra en la que también están José Carrilero, uno de los principales patrocinadores de la entidad y que en la actual temporada ha desembolsado en el club 35.ooo euros; Enrique López, Stefan Settels y Gabriel Torregrosa, todos ellos miembros de PARMU, o Juan Merino.

«Higinio primero dispara y luego apunta», me decía alguien hace unos días en un comentario que no puede ser más acertado. Pero claro, si hablamos de intentar sacar a la luz presuntos casos de corrupción dentro del Real Murcia, qué mejor detective que el tres veces investigado, el mismo que, según la documentación reunida en los sumarios judiciales por los que tendrá que sentarse en el banquillo, conoce a la perfección el funcionamiento de las cloacas de la ciudad.

Imagino que a la hora de señalar a diestro y siniestro, el abogado murciano pensaría que en las oficinas de Nueva Condomina ocurría como en las obras de rehabilitación del Casino. Y es que en las conversaciones telefónicas incluidas en el sumario del Caso Umbra, se escucha a Higinio decir que «del contrato del Casino, de más de dos millones, todo el mundo ha chupado».

Pues eso, que como en el Casino todo el mundo chupó, pues por qué en el Real Murcia no iba a ocurrir lo mismo. Para qué centrarnos en Raúl Moro, Deseado Flores, Víctor Gálvez y Toni Hernández cuando podríamos dar más cuerpo al titular incluyendo a todo aquel que ha pasado por el consejo de administración en los últimos dos años. ¿Acaso ahora ser más inteligente que tu vecino, llámese Tornel o KBusiness, y leer el BOE está tipificado como delito? ¿Acaso debe ser condenado a la pena del telediario el que, en vez de llevarse el dinero, lo pone para ayudar? Pues parece que Higinio piensa que sí, otra cosa es lo que opine el fiscal, y de momento los presagios no son favorables para el denunciante.

Parece que ha sido tal la chapuza que ha presentado el abogado murciano ante la Fiscalía, que en Nueva Condomina ya van avisando de que el intento de Higinio quedará en nada y que en unas semanas el fiscal dará carpetazo al asunto. A ver qué 'as' se sacan de la manga Tornel y cía para no decepcionar a la afición, que pide sangre contra Gálvez.

Lo del carpetazo del fiscal lo dicen de puertas para adentro, porque públicamente se emitió un comunicado en el que se leía que «tras tener conocimiento de la prueba documental presentada por Higinio Pérez, la institución se pone en manos de la Fiscalía». No sé quién redactó la nota, pero no parece muy dechado en sus funciones, porque cómo es posible que el consejo que gestiona el Real Murcia desde noviembre afirme que ha conocido las pruebas documentales de posibles delitos de los anteriores presidentes a través de Higinio Pérez.

¿Acaso Higinio Pérez obtuvo esa información en otro sitio distinto al estadio grana? ¿Acaso, siendo consejero, revisó cuentas y documentación sin informar a sus compañeros de mesa? ¿Por qué Higinio Pérez acude a la Fiscalía por su cuenta y no en nombre del club cuando obtuvo esas pruebas por su cargo de consejero? ¿Para qué siven tantas comisiones económicas y jurídicas si luego llega Higinio y, actuando por su cuenta, en un par de meses tiene el trabajo hecho?

Por cierto, por si Higinio Pérez quiere seguir enredando y ampliar un poco más lo que parece una real chapuza, sería divertido que se señalase a sí mismo y así podría incluir un nuevo apellido a su nombre ya extenso. Porque resultaría interesante que el abogado murciano explicase al fiscal por qué, si los letrados de Víctor Gálvez le enviaron la notificación de la celebración del juicio de Biel Ribas, no informó al resto del consejo de esa cita, a la que finalmente el Real Murcia no acudió y tras la que el juez sentenció que la entidad grana tiene que indemnizar al portero con más de 100.000 ?.

Vale que a lo mejor el caso estaba perdido, pero hubiera sido interesante intentarlo, hubiera sido oportuno enviar a un abogado para convencer al jugador de que ahora en el Real Murcia las cosas se hacen de forma distinta con el fin de que aceptase un acuerdo económico sin necesidad de entrar al juicio. Qué pena que Higinio Pérez pensase distinto y decidiese quedarse para él la notificación que, según confirmó Gálvez en su momento, le envió religiosamente.

Si al investigado en Umbra, Casino y Ulea le queda tiempo todavía, también podría pedir al fiscal que investigara la gestión de los actuales responsables granas en el pasado mercado invernal, cuando, olvidando que están al frente de un club de fútbol, desmantelaron la plantilla en una decisión que ha tenido consecuencias futuras en la economía murcianista, porque no olviden que tras esa pésima planificación, el Real Murcia ha ido cayendo en la tabla hasta quedar a 18 puntos del play off. Y sin fase de ascenso, las arcas del club han dejado de ingresar en taquillas entre 200.000 euros -en caso de jugar solo la primera eliminatoria- y un millón de euros de llegar a la última ronda. ¿Y qué me dicen de la próxima campaña de abonos? ¿Caerán los ingresos por culpa del mencionado desastre deportivo?

Por cierto, el Real Murcia también se ha quedado fuera de la Copa del Rey justo en el año en el que se ha cambiado el formato y en el que los clubes pequeños tienen más posibilidades de llegar lejos y de conseguir ingresos extras. ¿Dejar al Murcia sin Copa será también delito para Higinio?

Y ya para acabar, por si todavía hay tiempo de hacer una llamada al fiscal, el ex consejero grana podría incluir en el apartado del Plan Antiembargos, ese que nos vende como una estructura delictiva nunca vista en España, lo ocurrido en los últimos tres partidos en Nueva Condomina, en los que, casualidad o no, los tornos del estadio han dejado de funcionar. ¿No es lo mismo por lo que se pide que se actúe contra Moro y Deseado? ¿No es igual de sospechoso que cuando Gálvez hizo desaparecer los datáfonos y nadie puso el grito en el cielo?

Pues qué quieran que les diga, a mí sí me parece de lo más curioso que justo en el choque frente al UCAM Murcia, en el que los gestores granas se inventaron una jornada económica haciendo pagar a todos sus abonados pese a no estar incluido en el carné, la maquinita que da acceso al estadio se quedara off.

Yo que sé, seré todavía más mal pensada que Higinio... De todas maneras solo es un aviso, que luego no ocurra como en la rehabilitación del Casino, donde al final «todo el mundo chupó».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Buscador de deportes