08 de mayo de 2019
08.05.2019
Rea Murcia

El Murcia vuelve a pedir auxilio

El club grana, tal y como hizo ante el Almería B, pone las entradas a cinco euros para el domingo a las seis ante el líder Melilla en Nueva Condomina

07.05.2019 | 21:51
Dos generaciones de murcianistas en el último partido en Nueva Condomina ante el Almería B.

Sin tener aún la permanencia, la otra incógnita es si las críticas de la PARMU al rendimiento de la plantilla tendrán respuesta por parte de los jugadores.

La directiva del Real Murcia, sin tener todavía la permanencia asegurada de forma matemática y tras dos jornadas en las que los socios han tenido que rascarse el bolsillo desde que tomaron las riendas del club, ha decidido repetir la misma fórmula que intentó hace dos semanas contra el filial del Almería, un encuentro que acabó con empate a cero y que congregó a 5.239 espectadores, según el club, para una entidad que tiene en la calle más de 10.000 carnés que se retiraron durante el pasado verano.

En cualquier caso, ante el Almería B, aunque el club facilitara una cifra oficial que superaba los 5.000 seguidores, el hecho de que no funcionaran los tornos y de que se viera uno de los partidos con menos espectadores de la temporada, no asegura una gran entrada el domingo contra el Melilla. Los norteafricanos son los líderes del Grupo IV de Segunda B y llegan a Murcia jugándose mucho, ya que están empatados a puntos con el Recreativo de José María Salmerón y solo uno por encima del Cartagena de Gustavo Munúa.

De la misma manera que ante el filial almeriense, obviamente los abonados no tienen que pagar y tienen la ventaja de que pueden sacar las entradas que quieran al precio de dos euros cada una en «cualquier zona del estadio», según informó ayer. Una medida que ya se ha adoptado sin éxito, pero que no queda otra a la que aferrarse para una directiva que tiene problemas para conseguir la liquidez necesaria para cerrar la temporada sin deudas.

El partido, además de la importancia de conseguir una victoria que evitaría de forma segura que el conjunto grana pudiera terminar en el puesto de play out en la última jornada por muchas casualidades que tengan que darse, tiene otro aliciente añadido y es que el pasado domingo, tras la derrota del sábado ante el Atlético Malagueño, la Plataforma de Apoyo al Real Murcia (PARMU), una asociación que tiene entre sus socios fundadores a la mayoría de los consejeros del actual Real Murcia, atacaba el comportamiento de los jugadores en los últimos partidos y llamaba a la afición a hacer un plante si la plantilla no pedía perdón. Un hecho insólito que provocó la ira de muchos aficionados en las redes sociales contra los jugadores del primer equipo, pero que apenas 24 horas después tuvo que ser 'matizado' por el actual consejo, a pesar de tener voz y voto en la PARMU, desmarcándose por completo del comunicado contra los jugadores: «Queremos significar nuestra desvinculación de cualquier comunicado que no haya sido emitido desde el propio club, y reiteramos el apoyo a nuestros futbolistas».

Por este percance entre los dos grupos que 'luchan' por controlar la entidad centenaria, la PARMU y el KBusiness, habrá que ver hasta qué punto le puede afectar a una plantilla que no está al día en sus cobros, por mucho que se hayan esforzado para conseguir dinero, y que nadie sabe en estos momentos si piensa quejarse de alguna manera el domingo en Nueva Condomina tras el ataque que recibieron el domingo. En el vestuario no ha hecho ni pizca de gracia este comunicado y el malestar existe, aunque ya veremos si influye o no en el encuentro ante el actual líder del Grupo IV de Segunda B.

El Melilla tiene mucho en juego y el Murcia también, cerrar en la penúltima jornada una permanencia que suena a chiste, pero que ha sido posible en gran medida a la primera vuelta, ya que en el segundo tramo de Liga, el Murcia tiene números de descenso, sin ninguna duda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes