08 de mayo de 2019
08.05.2019
La Opinión de Murcia

El Melilla llega en plena lucha por mantener el liderato y tras nueve jornadas sin perder

El rival del Murcia en la última jornada es un Sevilla Atlético que se encuentra en la misma situación que los granas

07.05.2019 | 21:51
Luis Carrión, técnico del Melilla.

Si el Melilla, el rival del domingo que visita Nueva Condomina, es el actual líder del Grupo IV no es por casualidad, ya que la plantilla que dirige Luis Carrión acumula nueve jornadas en las que no ha perdido un partido, con siete victorias y dos empates, resultados que han llevado a este equipo a depender de sí mismo para meterse como primero de grupo en el play off de ascenso a Segunda.

Curiosamente, la última derrota de los norteafricanos llegó en el Cartagonova el pasado 3 de marzo. Desde entonces, el Melilla no conoce la derrota y su calendario pasa por ganar en Nueva Condomina para seguir dependiendo de sí mismo en la última jornada. En la parte alta de la clasificación todo está muy ajustado ya que con los mismos puntos que el líder (72) está también el Recreativo de Huelva que dirige el exgrana José María Salmerón. Un punto por debajo aparece un Cartagena que va a intentar volver a la primera plaza aunque depende de que los albinegros ganen y los otros rivales fallen, y la cuarta plaza que ostenta el Badajoz se la van a jugar entre pacenses y el UCAM en estas dos últimas jornadas.

El principal inconveniente para el Real Murcia de Julio Algar es que todavía está en peligro el poder ocupar, aunque parezca difícil, el puesto de play out para luchar por no descender a Tercera, algo para lo que en teoría le sobraría a los granas con un triunfo. Los grandes problemas es que primero viene el Melilla luchando por mantener el liderato y que en la última jornada, ya se sabe de antemano, toca visitar a un Sevilla Atlético que está en una situación idéntica a los granas.

Al final, el empate ante el Almería B y la derrota contra el Malagueño han terminado por provocar mucho nerviosismo en un equipo que a estas alturas poco más puede dar de sí. Ni la llegada de un tercer entrenador este curso como Julio Algar ha servido para cambiar la dinámica de un equipo al que se le ha hecho muy larga la temporada y que puede meterse en un lío como no trate de hacer los deberes en estas dos jornadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes