27 de febrero de 2019
27.02.2019
La Opinión de Murcia
Voleibol
Un trío en la élite

El éxito del clan de 'los cartageneros'

Con el último título de Copa del Rey, Jorge Almansa, Borja Ruiz y Chema Castellano brillan en la élite del voleibol con el Unicaja Almería

26.02.2019 | 22:13
El éxito del clan de 'los cartageneros'

Jorge Almansa, Borja Ruiz y Chema Castellano brillan con luz propia en la élite del voleibol de la mano del Unicaja Almería gracias a sus éxitos. Hasta quince títulos acumulan los tres entre Superligas, Supercopas y Copas del Rey y decenas de partidos con la selección española. Mantienen una proyección y reconocimiento deportivo que apenas se conoce en Cartagena. Es el llamado clan de 'los cartageneros'.

Quince títulos nacionales contemplan el extenso currículum de Jorge Almansa Martínez, Borja Ruiz Mira y José María Castellano Usero. Como ellos bien dicen y a pesar de todo, no son profetas en su tierra. Habría que hilar muy fino para que alguien al que le gusta el deporte en Cartagena supiera quiénes son estos tres jugadores.

Hace poco menos de tres semanas ganaban la Copa del Rey de voleibol en Melilla y sumaban un nuevo campeonato a su palmarés. Superligas, Supercopas y Copas del Rey han sido habituales en sus trayectorias, salpimentadas, además, por la presencia en la selección nacional con participaciones en Europeos y Mundiales.

Los tres cartageneros militan en el Unicaja Almería Voley, quizá el club más importante de este deporte a nivel nacional. Por él han pasado jugadores míticos como Rafa Pascual, Cosme Prenafeta, Pascual Saurín, Manuel Berenguel, Milan Vasic, Peter Veres, Reinaldo Alves, Manuel Parres, Alejandro Fernández, Toni Llabrés y un largo etcétera de figuras en el panorama nacional e internacional.

El clan de 'los cartageneros' como allí se les conoce, está formado por un Jorge Almansa que además de capitán del equipo, es uno de sus jugadores más laureados. A sus 27 años, Almansa es considerado uno de los jugadores más importantes de la historia reciente de la entidad. Junto a él, está Borja Ruiz, al que consideran como uno de los mejores centrales que ha tenido España en su historia y un referente del equipo con su liderato como uno de los capitanes. El último en llegar fue Chema Castellano, de 24 años, quien ha seguido la estela de estos dos ferraris del voleibol y que aspira a alcanzar un nivel similar, que no es poco. «Cuando llegué se me hizo más fácil porque tienes a tu alrededor a gente conocida, de tu ciudad, amigos de amigos o de familiares. La palabra de ellos está por encima de todo en el equipo y siempre ayuda tener a dos referentes del equipo como Borja y Jorge», dice Chema para relatar su experiencia en Almería.

«Es bonito que tres chicos de una misma ciudad y en un deporte minoritario como éste puedan estar jugando al máximo nivel y siendo los mejores en algo. Mirando cualquier deporte, no hay otro ejemplo similar», explica Jorge Almansa.

El capitán del Unicaja Almería Voley destaca que no solo el hecho de ser de la misma ciudad ha ayudado a forjar una buena amistad. Comparten todos ellos el inicio de sus trayectorias en la ciudad portuaria.

Esgrime que al final el vínculo es una buena excusa para tener aspectos en común. «Solemos hablar de cómo va el FC Cartagena, del voleibol de allí, de cómo está la ciudad. Tenemos muchas cosas en común».

Sus inicios en Cartagena vienen marcados por un nombre propio, Ángel Sánchez. El presidente del Club Voleibol Cartagena, con una dilatada trayectoria en su afán por dar relevancia a este deporte, vio cualidades en todos ellos y su olfato no le falló. «Salimos casi todos del mismo club. Nos sacó a todos Angel Sánchez. Seguro que observó algo diferente y por eso nos fue captando. Fue gracias a él, que nos sacó del fútbol, porque todos éramos futboleros, y mira hasta dónde hemos llegado. Era como nuestro segundo padre. Su trabajo ha sido muy importante en nuestra carrera y lo hemos dicho cada vez que nos han preguntado. Estamos donde estamos gracias a él. Otros se han quedado en el camino porque no han tenido esa suerte que tuvimos nosotros», explica Borja.

Chema añade que en una ciudad como Cartagena el voleibol no lo ha tenido nunca fácil, a pesar de la voluntad de unos pocos. «Ángel hacía su trabajo de captación muy bien. En los colegios era dónde nos atrajo. Conseguía convencer a los niños en un deporte tan minoritario. Luego seguí los pasos de Jorge y de Borja y al final hemos logrado estar los tres juntos aquí».

Borja y Jorge Almansa llevan muchos años juntos entre juveniles y senior. Borja empezó más tarde a jugar al voleibol y también fue llamado para competir con la selección española. «Nos conocimos allí», dice Jorge, quien añade que «hemos ido de la mano, tanto en la selección como en Unicaja. Llevamos 13 años juntos entre club y el combinado nacional».

La selección permanente que se encuentra concentrada en Palencia es el paso previo a dar el salto a la élite del voleibol. Los tres han ligado su trayectoria a ella y también gracias a su etapa allí han alcanzado el máximo nivel. «Al final, estamos aquí tres cartageneros en el mejor club de toda España. Conseguir tantos títulos es para estar orgullosos nosotros y nuestra ciudad», apostilla Borja.

Ahora en Almería, después de conquistar la Copa del Rey, todas las miradas están puestas en alcanzar el título número 30 a nivel nacional para un club que también cumple su trigésimo aniversario. Reconocen que el ambiente es fantástico, pero que la exigencia es máxima. «Ojalá podamos conquistar el título 30. La presión es muy grande. Hemos ganado la Copa del Rey y ahora la gente quiere más. Perder en casa algún partido de Superliga sería como cuando el Madrid caía en el Bernabéu ante el Girona. Es una enorme responsabilidad la que tenemos por la historia de esta entidad», explica Almansa.

Lamentan que estos éxitos no sean extrapolables a otras ciudades como su Cartagena natal.

Dice Borja que aunque desde el club de donde salieron lo intentan, sigue siendo un deporte minoritario y se trata como tal: «El fútbol y el fútbol sala son muy fuertes y a ellos es a los que se destinan más recursos económicos. Si hubiera un equipo profesional en la élite en nuestra ciudad ¿por qué no podíamos estar jugando los tres en Cartagena, que es lo que deseamos, como hacen nuestros compañeros almerienses aquí en Unicaja, que para ellos es un orgullo? Para nosotros también sería un orgullo jugar en un equipo profesional en Cartagena. Ojalá en un futuro se le dé algo más de importancia a deportes como el voleibol», añade Ruiz.

Se lamentan que tras años y años en élite y muchos títulos a su espalda, nunca nadie desde Cartagena se acordara ni un momento de ellos. «No nos ha reconocido nada, no porque seamos nosotros sino porque no se les ha dado desde allí, desde Cartagena, la importancia que sí que tiene. Esto debe ser reconocido por tu ciudad», indica Borja, a lo que añade Jorge que «creo que se nos debía haber tenido más en cuenta. No somos de una ciudad tan grande para hacer exclusión a los deportes minoritarios. Nunca se han puesto en contacto conmigo para un acto deportivo. Aquí, en Almería, me tratan como uno más de la tierra. Se desviven con nosotros. Que eso no lo hagan en tu propia ciudad te provoca una envidia sana con los almerienses. Sería bonito que se conociera que hay tres cartageneros jugando en la élite, porque serviría como ejemplo para los niños», concluye el capitán.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes