19 de febrero de 2019
19.02.2019
La Opinión de Murcia
Fútbol

Pedro Alcalá, centenario en el Girona

El murciano se corona en el Bernabéu, a pesar de que fue titular por la sanción de Bernardo Espinosa

18.02.2019 | 22:50
Pedro Alcalá, en el Bernabéu.

No pudo ser profeta en su tierra. El mazarronero militó en el Real Murcia en la temporada 2013-2014, pero Julio Velázquez solo le concedió 9 partidos en todo el curso. Se marchó al Llagostera y todo cambió.

«Gracias Girona por darme la oportunidad de continuar cumpliendo sueños. 100 partidos defendiendo esta camiseta. Vamos!», decía en las redes sociales Pedro Alcalá. El central murciano no pudo elegir mejor día para celebrar su centenario con el Girona. Lo hizo en un partido memorable y que quedará en la retina de todos los aficionados durante muchos años como fue la victoria en el Santiago Bernabéu contra el Madrid. Seguro e intimidador, Alcalá fue uno de los jugadores que más celebró el triunfo consciente del valor a nivel clasificatorio que tenían.

Durante estos 100 partidos que ya lleva en la espalda, el de Mazarrón ha vivido de todo con el Girona y por ello es consciente de la importancia que tenía poner punto y final a la racha de 10 jornadas sin ganar para poder mirar el horizonte con un poco de optimismo. Su grito de rabia coincidiendo con el pitido final, simbolizaba la liberación de todo el vestuario después de unas semanas realmente complicadas.

Habitual cuarto, o incluso quinto central esta temporada algunas ocasiones, Alcalá ha ido ganando protagonismo en las últimas jornadas. En Madrid aprovechó la sanción de Bernardo Espinosa para volver al equipo y hacerlo con nota. Ahora confía mantenerse al equipo el lunes ante la Real Sociedad. De momento y sobre todo gracias a los partidos de Copa del Rey, está acumulando fuerzas minutos (1.223) entre las dos competiciones y ha marcado dos goles (contra el Celta en la Liga y en Vitoria en la Copa).

Tras superar la lesión que le mantuvo buena parte de la temporada pasada fuera de combate, este año, Alcalá intenta recuperar paulatinamente el protagonismo que había tenido con el equipo en Segunda. El murciano es uno de los capitanes del equipo junto con Granell, Aday, Stuani y Pons después de aterrizar en el club el verano en 2015 procedente del Llagostera en un fichaje que tuvo su punto de polémica. Al final, los dos equipos gerundenses se acabaron entendiendo y Alcalá terminó en Montilivi a cambio de 150.000 euros. Desde entonces, el murciano ha actuado junto a Richy en el sitio libre en el eje hasta consolidarse, de momento.

El defensa blanquiazul ha vivido una promoción fallida contra Osasuna (15-16) pero también el ascenso histórico del verano de 2016 contra el Zaragoza y el estreno en la máxima categoría. Además, Alcalá tiene el honor de ser el autor del gol que dio la primera victoria del Girona en Primera, contra el Málaga (1-0) la temporada pasada. En los 100 partidos con el equipo, ha marcado 8 goles. El defensa de Mazarrón que no pudo ser profeta en su tierra debido a que era suplente para Julio Velázquez en el Real Murcia y que este mes cumplirá 30 años, renovó su contrato en febrero pasado ampliando su vinculación con el club hasta junio de 2022, donde llegaría con 33 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes