El Cartagena-Recreativo de este domingo (17.00, La 7TV) tiene cartel de auténtico partidazo. El Cartagonova se viste de gala por segunda semana consecutiva, esta vez para recibir a un verdadero aspirante a todo. Aunque les costó arrancar, los de José María Salmerón se están reivindicando como lo que parecían a principio de temporada por la inversión en la plantilla, al tiempo que el Cartagena vive en su universo donde todo son victorias. Dos de los mejores equipos, hombre por hombre, de toda la categoría echan un pulso a ver quién es capaz de mantener su ritmo imparable.

En la anterior jornada, el conjunto dirigido por Gustavo Munúa pasó por encima del Don Benito con un contundente 4-0, para corroborar una serie de seis victorias consecutivas que no se veía desde hace mucho tiempo en la ciudad portuaria. En esas circunstancias, y con la plantilla casi al completo llegan a este duelo tan trascendental. Solo el central Moisés, con una lesión en el sóleo que puede apartarle varias semanas del equipo, no estará disponible este domingo. En su lugar, Munúa cuenta con dos alternativas: Pedro Orfila, que últimamente entra en el equipo a cuentagotas, o Antonio López, que solo ha sido titular una vez en los últimos dos meses. El conjunto albinegro también tendrá que prestar atención a la situación de Sergio Ayala, el otro central, porque está a una sola amarilla de la suspensión, al igual que Julio Gracia. Mientras, por la ciudad se extiende el rumor de que el venezolano Josua Mejías podría llegar en el mercado invernal.

El resto de líneas del equipo están funcionando como un reloj. En la portería, Joao Costa no ha encajado ni un solo gol en los últimos seis partidos, coincidiendo con la racha de victorias de los blanquinegros. Jesús Álvaro ya está plenamente recuperado de los problemas de rodilla que le han dejado fuera en las últimas semanas, y si todo va bien volverá a la lateral zurdo hoy para sustituir a un Luis Mata que no ha desentonado durante su ausencia.

De medio campo hacia adelante es donde Munúa está alternando entre sus ocho jugadores más destacados. Vitolo, Cordero, Julio Gracia, Moyita, Santi Jara, Elady, Aketxe y Rubén Cruz tienen cartel de titulares, pero no todos caben en un mismo once. La semana pasada le tocó descansar a Santi Jara, que ingresó en el campo en la segunda mitad. Con todos disponibles, al preparador cartagenerista le toca elegir.

El que tiene muy pocas papeletas para estar en el banco es Elady Zorrilla. El técnico uruguayo está aprovechando la dinámica del extremo de La Puerta de Segura, que ha destapado el tarro de las esencias y está en un momento en el que se le caen los goles. Ya suma nueve, a uno solo del máximo artillero del grupo IV, el delantero del Melilla Yacine Qasmi. Todo ello, sin olvidar que Elady no es delantero centro, pero cuando está enchufado es un futbolista que ve puerta con muchísima facilidad.

Ocho puntos separan en la tabla clasificatoria a los de Munúa y a los de Salmerón. El decano empezó bien, fue líder en la segunda jornada de competición, pero luego una serie de tropiezos le llevó hacia la mitad de la tabla. Pero ahora ha encadenado una racha de cuatro triunfos consecutivos que le ha permitido dejar atrás a equipos como el Talavera, el Linense, el Real Murcia o el San Fernando, y colarse en puestos de play off. El delantero Caye Quintana, ex del Jumilla, es su hombre más peligroso y suma siete tantos esta temporada, aunque lleve casi dos meses sin marcar.

En sus filas hay muchos viejos conocidos del fútbol de la Región. El Cartagonova recuerda con agrado el paso por la ciudad de Fernando Llorente, que en media temporada se hizo con un puesto de titular y marcó siete tantos. No dejó tan buen sabor de boca al año siguiente en la Nueva Condomina. También militan en el decano el delantero Alberto Quiles (ex del UCAM) y el murciano Juan Pedro Pina (ex del Lorca).

El conjunto recreativista está moviendo sus fichas en el mercado invernal. Por lo pronto, han abandonado el equipo Lolo Plá y Mario Hernández, que contaban con pocos minutos, y han incorporado a Chico Díaz, jugador que había sido suspendido de empleo y sueldo en el Ceuta por no ir a los entrenamientos.

No se presume un partido tan sencillo como el de la semana pasada, cuando al Cartagena prácticamente le sobró la segunda parte, porque a los veinte minutos ya ganaba 2-0 al Don Benito y a la vuelta de los vestuarios remató la contienda. Esta vez visita el Cartagonova un rival bastante más complicado, y con más aspiraciones que otros años. No hay que olvidar que el Recreativo de Huelva, club que suele frecuentar la Primera y la Segunda División, lleva varios años en la categoría de bronce sin poder aspirar al play off.

La temporada pasada los albinegros se llevaron ambos enfrentamientos: el de casa por 3-2, y el del Colombino por 2-3. Este curso, en la ida, los de Munúa merecieron más durante gran parte del partido, pero una expulsión de Pedro Orfila les frenó en seco cuando acosaban la meta rival, y no pudieron pasar del empate sin goles.