27 de noviembre de 2018
27.11.2018
FC Cartagena

Santi Jara, el hombre intocable

El extremo de Almansa vive un momento dulce tras anotar dos golazos ante el Ibiza y firmar el tanto de la remontada en el derbi

26.11.2018 | 22:24
Santi Jara dedica uno de sus dos goles contra el Ibiza.

Es el único futbolista que ha salido de inicio en los 14 partidos de liga, y tan solo ha sido sustituido en cinco ocasiones.

Mientras el FC Cartagena funciona como un reloj, cuesta bastante destacar a alguna individualidad por encima del conjunto. Pero en este maravilloso despertar del equipo de Gustavo Munúa, sobresale el espectacular rendimiento de Santi Jara en las últimas jornadas. El extremo de Almansa es la única pieza que no se discute del once cartagenerista. Un técnico amigo de las rotaciones como el uruguayo no ha sentado a Jara en ninguna de las 14 jornadas ligueras. De esos partidos, 9 los ha jugado completos, y solo en 5 fue sustituido. Munúa confía a ciegas en un extremo de una calidad superior a la categoría, y el jugador está respondiendo.

Aunque arrancó el curso al ralentí, como el resto del equipo, el ex del Real Murcia ha destapado el tarro de las esencias. Si en las primeras jornadas solo anotó un tanto, en la jornada 5 contra el Jumilla, en los últimos dos partidos se ha reencontrado con el gol: firmó el gol definitivo del derbi en La Nueva Condomina, con ese disparo en el minuto 81 que le daba la vuelta al encuentro en la que fue su casa la temporada pasada. Después de ese alegrón para toda la afición de vencer al Real Murcia, el domingo Santi Jara dio un auténtico recital contra el Ibiza, acorde con el resto del equipo. Él fue el encargado de abrir y cerrar una goleada (6-0) que pasa a la historia del FC Cartagena.

Además, Santi Jara es de los que no sabe hacer goles feos. Si el curso pasado deleitó a La Nueva Condomina con una galopada 'maradoniana', contra el Ibiza sus dos latigazos se hundieron en la red por la misma escuadra.

A sus 27 años, está en uno de los mejores momentos de su carrera. Una carrera que prometía cuando derribó la puerta del primer equipo del Sporting de Gijón en la campaña 2012-13, firmando seis goles con el filial y otros tres con el primer equipo. Sin embargo, con el paso de las temporadas fue dando pasos hacia atrás, hasta recalar en el Albacete y en el Racing de Santander sin pena ni gloria. Tras un buen año en el Real Murcia, en el Cartagonova se está viendo la mejor versión de este extremo habilidoso y de buen pie.

Si en el capítulo goleador está enrachado, su mejor faceta, la que le convierte en un jugador indispensable, es la de asistente. Sus centros al área son auténticos caramelos para la dupla atacante o para los jugadores de segunda línea, y algunos como Aketxe o Elady ya han engordado sus cifras esta temporada gracias a los servicios del extremo de Almansa, tanto a balón parado como en jugada. Se adapta como un guante al fútbol que propone Munúa, porque en este primer tramo de competición ha demostrado que se entiende muy bien con sus compañeros y que ofrece desmarques continuos tanto por fuera como por dentro.

Juega más que nadie

En el campo del Don Benito, en el del Atlético Malagueño, en el del Sevilla Atlético, en el del Villanovense, y en casa ante Sanluqueño. Esos han sido los únicos cinco partidos en los que Munúa ha sustituido a Santi Jara. En el ataque es donde el técnico cartagenerista tiene más soluciones: la verticalidad de Elady, el juego entre líneas de Moyita, la visión de juego de Julio Gracia, el talento precoz de Jesús Carrillo, el olfato de Fito Mirando, y, por supuesto, la voracidad de los dos delanteros: Rubén Cruz y Aketxe. Todos ellos están dando un buen rendimiento en el Cartagena, pero ninguno juega tanto como Jara, ni tampoco le arrebatan su hueco en el once.

Aunque se mueve bien por dentro, el uruguayo le prefiere tirado un costado. En esa demarcación, con Moyita en la otra banda y con un único delantero, es como mejor ha rendido el equipo en estas dos últimas jornadas, ante el Real Murcia y el Ibiza, y donde el futbolista se siente más cómodo, porque puede correr la banda

El único que juega casi tanto como él es el lateral zurdo, Jesús Álvaro, (13 partidos) que solo se ha perdido un partido por acumulación de tarjetas. Le siguen Cordero con otras 13 titularidades, Sergio Ayala con 12 y Moisés con 11. Después de no verse a un jugador tan inspirado al inicio, Munúa ha conseguido que Santi Jara alcance su mejor nivel a base de minutos, y hoy por hoy es el hombre del momento en el Cartagena.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes