26 de julio de 2018
26.07.2018
Balonmano

El San Lorenzo no despierta de su sueño

El club de Puente Tocinos obtiene una plaza para jugar en Primera División Nacional

25.07.2018 | 22:47
El San Lorenzo no despierta de su sueño

El CB San Lorenzo empezó las celebraciones el pasado abril. Siete años después de su fundación, el club de Puente Tocinos se proclamaba campeón de la Segunda Nacional. Pero las buenas noticias no acaban ahí. El próximo mes de septiembre debutará en Primera, una categoría a la que no llegaba un equipo murciano desde hace diez años.

El Club Balonmano San Lorenzo jugará la temporada que viene en la Primera División Nacional. Después de ganar su primer título autonómico en Segunda División sénior, el club de Puente Tocinos sigue en pleno sueño, y es que se ha asegurado una plaza en Primera Nacional, donde empezará a competir el próximo mes de septiembre. El conjunto

«Para el club es un sueño haber logrado este ascenso. Ahora el objetivo de la siguiente campaña será mantener la categoría y quedar lo más alto posible en la clasificación», explica Óscar Molero, presidente y fundador del club.

Molero tiene claro que la clave del éxito ha sido el compromiso de la plantilla. «Sabíamos que este año teníamos un buen equipo, pero no imaginábamos llegar hasta aquí y ha sido gracias a los jugadores y al sacrificio que han mostrado durante toda esta campaña».

Siendo la humildad la nota dominante, un equipo que ya prepara el siguiente ejercicio como una aventura desconocida ha decidido mantener el bloque para el año que viene. «La idea es mantener a la mayoría de la plantilla del año pasado, sumar algún jugador murciano e incorporar a alguien de fuera, el cual pueda venir no solo por razones deportivas, sino también personales. Hay que tener en cuenta la dificultad que tienen los fichajes una vez se llega a este nivel, ya que, al ser el único equipo de la Región, no se dispone de clubes cercanos que puedan servir de fuente para competir en una categoría repleta de proyectos jóvenes pero con experiencia y recursos variados», expone el presidente del club fundado hace siete años.

Así las cosas, si el sueño del ascenso se quiere seguir prolongando con una permanencia que sería histórica para la entidad y para el balonmano murciano, se deberán cuidar todo tipo de detalles. «Los jugadores ya han empezado el plan físico del verano coordinado por Salva Gil. Nuestra intención es formar una plantilla sólida en una categoría que se presenta exigente», explicó el técnico Carlos Andújar en una entrevista a la web de la Federación Murciana. Además deja muy claro donde va a fundamentar su trabajo, el cual «irá dirigido a hacer fuerte al grupo tanto en el apartado físico como en el táctico, haciendo importantes nuestros puntos fuertes: el trabajo colectivo y la circulación de balón».

El equipo que ha devuelto la ilusión al balonmano de la Región pertenece a la escuela infantil San Lorenzo, ubicada en la pedanía murciana de Puente Tocinos, y sostiene equipos masculinos y femeninos en absolutamente todas las categorías actualmente, después de la reciente integración de cadetes y juveniles masculinos, únicas secciones de las que no disponía el club murciano, el cual se sostiene gracias a sus patrocinadores y a los esfuerzos de la dirección por organizar eventos que hagan viable la supervivencia y la evolución de este proyecto.

Como se menciona anteriormente, ningún equipo murciano había aparecido por esta categoría (ni en ninguna superior) en la última década, lo cual suma un plus de mérito e ilusión al objetivo alcanzado por los chicos del CB San Lorenzo.

Por lo novedoso, por lo flamante del acontecimiento, este éxito permitirá a la bandera de la Región colarse entre los 16 equipos que disputarán el Grupo E de la Primera División Nacional española de balonmano. El club murciano quedará encuadrado con conjuntos de la Comunidad Valenciana y uno de Ibiza.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes