La entrevista que concedió ayer Paco Gómez, presidente albinegro, a La 7 Región de Murcia dio mucho juego. En ella, el empresario oriolano dejó claro que el club descarta prolongar la vinculación del delantero santomerano José Verdú Nicolás Toché dos temporadas más, como era intención de la entidad, pues, según Gómez, pide 450.000 euros por año y es algo que considera desorbitado. El de Toché se está convirtiendo en el caso del verano en lo que a contrataciones se refiere, pues el murciano manejaba ofertas del Cartagena, del Levante, del Real Murcia y del fútbol polaco e inglés, aunque, al parecer, no tenia claro donde jugar la próxima campaña y estaba esperando la mejor oferta económica. En el caso del Cartagena, Gómez llegó a afirmar hace sólo dos semanas que le iba a ofrecer 500.000 euros por tres campañas, una cifra muy inferior a las pretendidas por el jugador y a las que el ponen sobre la mesa otros equipos. Hubo quien quiso ver en estas manifestaciones del propietario del club de la Rambla de Benipila una forma de dar largas al futbolista, aunque este dijo unos días después desconocer esa oferta a la baja y que no descartaba seguir en el Cartagonova, Pero todo ha cambiado en las últimas horas y el máximo goleador cartagenerista recalará en otro club para el próximo curso.