Entrevista | Aiko el grupo Grupo de música

Aiko el grupo: "Fuimos un poco emos en la adolescencia, pero nos cansamos de ese rollo"

Tras 'Va totalmente en serio...' (2020), el cuarteto madrileño llega hoy a Murcia para presentar, este mediodía y en el marco del Microsonidos, su segundo disco, Me están apuntando con un arma (2023), algo menos naif que su predecesor, «un poco más oscurillo»

Les acompañarán las murcianas Perdón

Aiko el grupo en una imagen promocional de su último trabajo, ‘Me están apuntando con un arma’.

Aiko el grupo en una imagen promocional de su último trabajo, ‘Me están apuntando con un arma’. / L. O.

El underground español está de enhorabuena con el pop-punk de Aiko el grupo, que lo están petando; son un ejemplo más de la emancipación femenina en la música. Su gusto por las melodías y los arreglos junto a una incombustible energía dan como resultado una propuesta única, con referentes en Comet Gain, Bikini Kill o Veronica Falls. Su nuevo disco, Me están apuntando con un arma (2023), lo confirma. Han contado con la colaboración de Mujeres y de Olaya (Axolotes Mexicanos) en dos canciones de las once, que se pasan en un suspiro y confirman a un grupo con una actitud imparable, incontestable, irreverente, con un humor ácido y directo. Son la sensación del momento y vienen hoy a La Yesería. Actúan en una matinal acompañadas por los murcianos Perdón. Hablamos con ellas.

¿Cómo fue formar la banda?

Surgió natural. No teníamos pretensión alguna, pero pasó.

Un grupo de chicas, ¿todavía sorprende?

No debería.

¿Cómo fue lo de fichar con Elefant, ese momento en el que contactaron con vosotras?

Fue una sorpresa. Nosotras éramos bastante fans del sello y les mandamos cuatro canciones como quien echa la lotería. Cuando nos respondieron flipamos muchísimo. De repente era una cosa más ‘real’.

¿Qué cambios supone Me están apuntando con un arma respecto del primer disco?

Mucho. Cambios en el sonido, la temática, la estética… Deja de ser tan naif; es un poco más oscurillo. También hemos madurado de alguna manera con este disco.

¿De dónde procede el título? ¿Qué mensaje queréis lanzar?

El nombre del disco se refiere a la sensación de que te apuntan con un arma. Gracias a Dios, nunca nos ha pasado, pero nos referimos a esa sensación de amenaza, de presión y vulnerabilidad. Es un disco igual más existencial y menos despechado, más duro o igual más triste.

¿Cuál es vuestra rutina para componer?

Normalmente a alguna de nosotras nos pasa algo que nos emociona o inspira, y escribimos unas frases sobre ello. Suele ser una de nosotras quien trae unos versos, y enseguida nos juntamos para armar la canción entre las cuatro. Alguna vez también hemos empezado un tema desde cero las cuatro juntas o dos, tres de nosotras, y después ya nos unimos para terminar.

¿Hasta qué punto son autobiográficas las letras? ¿Habláis más bien de todo lo que os rodea a nivel generacional?

No tiene por qué ser «a nivel generacional» para que las letras sean completamente autobiográficas. Hay cosas de las que hablamos, por ejemplo del amor y las relaciones, que pueden ser transversales a muchas generaciones. Aunque es verdad que el tono y la exigencia puede tener que ver con nuestra generación. Nuestra principal fuente de inspiración son las cosas que nos pasan y nos hacen cabrearnos o alegrarnos, además de ver conciertos en directo, que motiva mucho.

¿Habéis sentido pudor alguna vez por contar vuestros asuntos personales? ¿Creéis que ser sinceras es una de las claves del éxito?

Sí a las dos cosas. Siempre hemos creído que para que un tema emocione y transmita tiene que esconder una historia real. Sobre todo al principio, cuando lo estamos creando, sí puede haber ese miedo a que la persona de la que habla lo escuche o lo entienda. Después pasa el tiempo y la canción supera a la realidad, y no es más que un recuerdo o un cachito de una historia que, con perspectiva, no importa tanto como cuando la escribiste, y se queda como una anécdota que le sirve a cientos de personas para superar sus propias movidas.

Sonáis a fiesta. ¿Así vivís la vida? ¿Os veis un grupo reivindicativo?

No vivimos de fiesta, desde luego, pero sí somos personas disfrutonas que intentan llevar la vida con alegría. Fuimos un poco emos en la adolescencia, pero ya nos hemos cansado de ese rollo. Y no nos vemos como un grupo reivindicativo, pero como lo personal es político, existir en el mundo como existimos ya es un mensaje. Aunque nuestras canciones no son ‘políticas’ ni intentamos ser reivindicativas.

Carlos Hernández, que también ha trabajado con Carolina Durante, se encarga de produciros. ¿Qué os ha aportado? ¿Os ayudó ser teloneras de Carolina Durante?

Nos ha aportado un sonido profesional que no habíamos conocido hasta que grabamos con él, y además seguridad. Desde el minuto uno le ha flipado Aiko, y nos ha puesto en valor. En cada concierto que hacemos hay gente nueva, así que tocar delante de un montón de público de Carolina seguro que nos ayudó. No es algo tan tangible.

Va totalmente en serio… (2020) fue vuestro primer disco. ¿Cómo se os ocurrió este título? ¿Y el nombre del grupo?

Se nos ocurrió al darnos cuenta de que aunque todas las canciones estaban escritas en clave de humor, iban totalmente en serio. Y la gata de Lara se llama Aiko; de ahí el nombre.

¿Y cómo os trata la industria musical? ¿K pesao es un bofetón contra el machismo? ¿Se nota mucho en la industria?

Hay muchas personas en la industria, pero está claro que es un mundo completamente monopolizado por hombres, en el que abrirnos hueco muchas veces es hostil, debido a sus faltas de respeto o incredulidad respecto a los proyectos llevados a cabo total o parcialmente por mujeres. Hicimos K pesao de pura desesperación debido al trato que recibíamos, no solo en la industria, sino en el mundo en general. Es un bofetón contra los tíos pesados, que casi nunca se dan cuenta de lo pesados y catetos que son.

¿Problemas para compatibilizar Aiko el grupo con las otras bandas en las que tocáis?

A veces es complicado. Nos apañamos como podemos con un calendario online, montando con una banda conciertos cuando la otra está de descanso, y viceversa. Esto hace que a veces alguna de las bandas tenga que renunciar a conciertos, o que haya viajes imposibles de una punta a otra de la península para poder tocar con ambas bandas el mismo fin de semana. Es muy cansado, pero tocar es lo que más nos gusta, así que merece la pena.

¿Cómo surgieron las colaboraciones de Axolotes y Mujeres?

Al hacer los temas nos recordaron mucho a esos grupos, con los que tenemos algo de relación, así que se lo propusimos y... ¡tachán!

«Me decido a hacer el mal sin ningún remordimiento», cantáis en GTA, y de paso incluís guiños a Lola Flores, M-Clan y Estopa. ¿Qué caracteriza a Aiko el Grupo? 

Creo que lo que nos caracteriza a Aiko es que cantamos las cosas tal cual hablamos entre nosotras. Y, a la vez que somos graciosas, hablamos de cosas muy duras y desde una vulnerabilidad muy profunda.

¿Cómo convertís situaciones amargas en canciones positivas?

Después de años de superarlo cagándote en ello con tus amigas; tras procesos muy duros y gracias a terapia, supongo.

undefined

FICHA

Fecha: Hoy, 12.30 horas.

Lugar: La Yesería, Murcia.

Precio: 14/17 euros.

undefined