12 de agosto de 2019
12.08.2019
Cante de las Minas

Savia nueva para la Lámpara Minera

Matías López Expósito 'El Mati' obtiene el máximo galardón del Cante de las Minas ?Olga Aznar gana el Desplante Femenino, José Fermín Fernández, el Bordón Minero y el cartagenero Alejandro Solano, el premio Filón tocando la Marimba

11.08.2019 | 21:19
'El Mati', durante su actuación en la final del Cante de las Minas.

El pasado sábado, día 10 de agosto, la Catedral del Cante cerró las puertas de su LIX edición del Festival Internacional del Cante de las Minas tras haber vivido una intensa semana y lo hizo con una bonita final protagonizada por la juventud y con las ganas comerse el mundo. Los diez finalistas en las distintas modalidades: cante, toque, baile e instrumentista, así lo atestiguaron con sus propuestas musicales que hicieron vibrar a La Unión, rompiendo los tópicos, en una final muy reñida.

El trofeo más importante del mundo del flamenco, la Lámpara Minera y con ella los 16.000 euros, al cantaor con «mayor dominio y conocimiento de los cantes mineros y que ha demostrado su solvencia en otros estilos flamencos» se fue para Barcelona con Matías López Expósito, 'El Mati', que cantó por minera, taranta, taranto, tientos y seguiriyas acompañado por la guitarra flamenca de David Caro. ¡Qué seguiriyas! Además, obtuvo el primer premio por Minera y Cantes Bajo Andaluces. Es 'El Mati' un cantaor especial que atesora una voz que modula con los mil matices que salen de su garganta y en La Unión caló su cante, su conocimiento y sus ganas.

Francisco Escudero Márquez 'El Perrete' no lo puso nada fácil y ofreció un recital muy completo con minera, taranta, levantica, malagueña y fandango abandolao, obteniendo los primeros premios por Cantes Mineros y Cantes de Málaga, Granada, Córdoba y Huelva.

En la modalidad de guitarra flamenca, el Bordón Minero se lo llevó el único artista clasificado para la final, el granadino José Fermín Fernández, con una propuesta cuidada, sobria y profunda, por taranto y bulería.

Otra catalana, Olga Aznar García, se hizo acreedora del premio Desplante femenino a la mejor bailaora frente a Paula Comitre Juez. Hablaban los mentideros de que cualquiera de las dos podría haber ganado y con caracoles y taranto se llevó el gato al agua Olga. Sigue, con este premio, el viraje del Cante de las Minas hacia un modelo de baile más clásico y estético frente a la potencia y la jondura en las formas. En hombres, el jurado dejó desierto el premio al no clasificar a ningún bailaor para la final.

El premio Filón siempre aporta frescura al concurso unionense y en esta edición volvió a ser así. De las distintas propuestas presentadas, dos, marimba y saxo, accedieron a la final y el galardón se quedó en la tierra. El cartagenero Alejandro Solano, con taranto y seguiriya/bulería convenció al jurado unionense. Consistencia y profundidad, energía y ganas tuvieron la culpa.

Concluye así una nueva edición del Festival de La Unión que se ha saldado con noches de enjundia y jondura y ha concluido a lo grande, como pide el aficionado y la plaza merece. Volvemos a echar de menos un ambiente más flamenco en las calles, ese que, según cuentan los cabales, concluía con las 'claritas del día' y en el que la alegría se desbordaba entre unionenses y visitantes. Con propuestas como las de 2019, sin duda, volverán aquellos tiempos y el flamenco correrá libre en la Catedral del Cante y en los corrillos y grupos de amigos. ¡Larga vida al Cante de las Minas!

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.