Salud

La Arrixaca mejora la atención oncológica al pasar todas las consultas al horario de mañana

La ampliación de espacios, al duplicar las consultas de cinco a diez, permite reorganizar la atención a pacientes 

Cada día el hospital de El Palmar atiende a 250 pacientes y administra 120 tratamientos oncológicos

Consulta de Oncología en la Arrixaca

Consulta de Oncología en la Arrixaca / Juan Carlos Caval

Ana García

Ana García

El Hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia ha reorganizado el Servicio de Oncología y reagrupado todas las consultas en horario de mañana,eliminando así las consultas de tarde que se venían citando.

Este cambio ha sido posible gracias a la ampliación de la zona de consultas de Oncología en el Hospital de Día de la Arrixaca, donde se ha duplicado el número de consultas pasando de cinco a las diez actuales.

El consejero de Salud, Juan José Pedreño, ha inaugurado este miércoles la nueva zona acompañado del jefe del Servicio de Oncología, José Luis Alonso, quien ha destacado el salto que supone este cambio en la atención a pacientes.

Las obras han supuesto una inversión de 45.000 euros y se han sufragado gracias a la colaboración y actos benéficos organizados por el Club Rotary de Molina de Segura. Con esta ampliación del número de consultas el Servicio de Oncología de la Arrixaca no ha ganado más espacio sino que lo que se ha hecho ha sido dividir las consultas que ya existían en dos.

La arquitectura antigua del inmueble (en la que se ubicaba la antigua Escuela de Enfermería) hacía que las consultas anteriores contaran con mucho espacio, por lo que se decidió dividirlas y de cada una sacar dos. Los responsables sanitarios afirman que en estos nuevos espacios, bastante reducidos, los profesionales tienen lo que necesitan, como su zona de trabajo y camilla para exploración de los pacientes, aunque los profesionales no comparten esta reflexión y señalan a La Opinión que “el espacio es demasiado reducido, contando con algunas carencias”.

El consejero de Salud explica que gracias a esta ampliación de consultas se facilita la gestión de las citas y se mejora la calidad de la atención a los pacientes, al tiempo que afirma que “este servicio no tiene lista de espera”.

El consejero de Salud, Juan José Pedreño, visitó el hospital de día de la Arrixaca

El consejero de Salud, Juan José Pedreño, visitó el hospital de día de la Arrixaca / CARM

250 pacientes son vistos cada día

El servicio de Oncología Médica del Hospital Virgen de la Arrixaca está compuesto por 30 profesionales y pasa cada mes una media de 6.000 consultas, entre primeras citas y sucesivas, lo que hace que cada día pasen por estas consultas unos 250 pacientes, tal y como indica el doctor Alonso. A esto se suman los 120 tratamientos oncológicos que se administran cada día.

Hasta ahora, debido a la falta de espacio, las consultas se estaban repartiendo en horario de mañana y tarde, pero la ampliación del número de espacios ha permitido que la actividad se reorganice en horario de mañana.

El jefe de Oncología Médica de la Arrixaca señala que “el número de consultas se quedó pequeño, lo que obligó a pasar el 40% de la actividad a consultas de tarde, una situación que dificultaba la relación con los compañeros”.

Ahora, con la reestructuración, más del 95% de las consultas se están realizando en horario de mañana, aunque el Hospital de Día tiene horario ininterrumpido de 6.39 a 21.30 horas.

Salud recuerda que el trabajo que se realiza en Oncología es interdisciplinar, por lo que los profesionales necesitan ver a los pacientes en los horarios donde están todos los equipos presentes para abordar mejor los casos; de ahí que se otorgue prioridad al horario de mañana.

Cuatro consultas especializadas

En los últimos cuatro años, este servicio ha puesto en marcha una consulta específica de Oncogeriatría para atender a pacientes mayores de 55 años con diagnóstico de cáncer, y otra de elevado riesgo para el cribado específico de personas con alta probabilidad de padecer esta enfermedad, detectados por diagnóstico genético. 

Además, existen dos consultas de largos supervivientes dedicadas a los pacientes que finalizaron su tratamiento oncológico hace más de diez años, los llamados ‘largos supervivientes’. Esta consulta se desarrolla en coordinación con atención primaria, con el objetivo de compartir el seguimiento, evitar traslados de los pacientes y normalizar la enfermedad en la consulta de su médico de familia.