Tribunales

La ruleta rusa del cártel de los coches: los jueces de la Región no se ponen de acuerdo a la hora de sentenciar

Decenas de demandas son desestimadas: el Juzgado de lo Mercantil Nº 3 de Murcia rechaza los casos por sistema, mientras que los otros dos estiman el sobrecoste, pero tan solo el Nº 1 condena en costas 

Coches de diferentes marcas, fotografiados en un concesionario.

Coches de diferentes marcas, fotografiados en un concesionario. / EP

Ana Lucas

Ana Lucas

El caso del cártel de los coches estalló por la práctica ilícita, perpetrada por una treintena de marcas automovilísticas: pactaron durante más de siete años -entre febrero de 2006 y agosto de 2013- los descuentos máximos y las condiciones comerciales en la venta de sus automóviles, con lo cual había sobreprecios en la operación de compra de los vehículos

El Tribunal Supremo confirmó hace ya más de dos años el fraude por el que, allá por 2015, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) impuso multas millonarias a las citadas marcas automovilísticas

Sin embargo, recuperar el sobrecoste no está resultando un camino de rosas para los murcianos a los que les cae su caso en el Juzgado de lo Mercantil Nº 3, que desestima las demandas al considerar que el tema ha prescrito, como se lee en el fallo de las resoluciones. 

"Esta situación está generando una indefensión para el consumidor, la parte más vulnerable"

«Es una ruleta rusa», considera Irene Abellán, abogada que ha llevado casi dos centenares de demandas del cártel de los coches en la Región. Se refiere a que, depende del juzgado de lo Mercantil de Murcia que toque, se prevé un resultado u otro.

Irene Abellán, abogada.

Irene Abellán, abogada. / La Opinión

Abellán explica que «en el Mercantil 3 hubo un cambio de magistrado: el anterior estaba reconociendo el sobrecoste y en ningún caso entendía que había prescripción. Sin embargo, el sustituto está determinando que la acción de reclamación está prescrita».

Por otro lado, «la jueza del Mercantil 1 está estimando el sobrecoste y condenando en costas a las marcas», lo cual «es muy bueno para el cliente, pues la marca se hace cargo de los honorarios de abogado y procurador», resalta.

En cuando al Mercantil 2, «el juez estima el 5% del sobrecoste pero no condena en costas», manifiesta la letrada.

Esta situación, asevera, «está generando una indefensión en el consumidor», puesto que «su procedimiento tendrá un resultado u otro en función» de cuál sea el juzgado que, por sorteo, toque. 

No todos recurren

Se da la circunstancia de que no todos los afectados recurren a una instancia superior, ya que hacerlo o no «va en función de la cuantía del procedimiento», por lo cual «muchos desisten», dice Abellán. 

La abogada querría que se unificasen criterios, a fin de «dar al cliente cierta garantía, porque, cuando nos preguntan si un caso está ganado o no, no le sabemos responder». 

«Que en el mismo partido judicial, que es Murcia, cada uno de los tres juzgados resuelva una cosa completamente distinta esta generando una indefensión para el consumidor, que es la parte más vulnerable en un litigio», destaca esta profesional.

Por su parte, José Manuel Hernández Benavente, abogado que ganó la primera sentencia en la Región contra el cártel, lamenta que el juez de Lo Mercantil 3 «está desestimando todas las demandas por prescripción, acogiendo los argumentos de las marcas, que entendían que el plazo para reclamar era de un año a contar desde el año 2015». 

El caso Heureka

«Este Juzgado va en contra del criterio de la Audiencia Provincial de Murcia, que establece cinco años a contar desde el año 2021, aunque para cada marca hay un mes distinto», hace hincapié el letrado, a lo que añade que «para la gran mayoría, tendríamos para reclamar hasta el 2026, pero el juez argumenta que el plazo de prescripción es el de 1 año desde septiembre de 2015». 

"Ganar o no ganar una reclamación depende del juzgado en el que caiga tu procedimiento"

¿Por qué lo hace? «Motivado por una nueva sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea de 18 de abril de 2024, la del caso Heureka», apunta el abogado. A su juicio, se está «generando una gran inseguridad jurídica, por disparidad de criterios, para todos los perjudicados que pagaron de más por sus coches comprados entre 2006 y 2013». 

El caso Heureka se llama así por una sociedad checa que explota un portal de comparación de precios de venta. Esta sociedad alega que el motor de búsqueda de Google privilegiaba sistemáticamente, en sus páginas de resultados de búsqueda, su propio comparador de precios. En consecuencia, el de Heureka era menos consultado. 

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictaminó, en el marco de una cuestión prejudicial, que la anterior normativa de la República Checa que establecía reglas de prescripción para las acciones judiciales en materia de competencia era contrario al derecho de la Unión

José Manuel Hernández Benavente, abogado.

José Manuel Hernández Benavente, abogado. / La Opinión

«El caso Heureka no es comparable, pues el cártel de coches fue un cártel español y la sentencia del TJUE resuelve una conducta ilícita de Google sancionada por la Comisión Europea por haber actuado ilícitamente en 13 países europeos por abuso de posición dominante: no es aplicable al cártel de coches por analogía, por las grandes diferencias de los casos», sostiene Hernández Benavente. 

«Actualmente ganar o no ganar una reclamación depende del juzgado en el que caiga tu procedimiento», subraya el abogado que ganó la primera sentencia en la Región contra el cártel. En su caso, la ganó en el Mercantil 3, en marzo del año pasado. «Se estimaba el perjuicio de mi cliente en un 10% del precio de compra, llegando a recuperar alrededor de los 3.000 euros», rememora. 

El TSJ de Murcia indica que la Audiencia Provincial y el Supremo establecerán el criterio definitivo

Más de un año después, son «decenas de demandas las que ya han sido desestimadas en el citado Mercantil 3», manifiesta.

Lo que dice el TSJ

A preguntas de este diario, desde el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Murcia manifestaron que «se trata de una cuestión estrictamente jurisdiccional que forma parte del modo habitual en que los órganos judiciales, a través del sistema de precedentes y de recursos ordinarios (apelación y casación), depuran la respuesta judicial y hacen que ésta evolucione y se adapte a los cambios legislativos y sociales del concreto momento y las concretas circunstancias del caso». Sobre el Mercantil 3, destacan que «ha adoptado en este caso un criterio determinado por las razones que explica detalladamente en su resolución». 

«Un criterio que, como subraya la resolución, ‘no es pacífico en nuestros tribunales’. Por lo que, en su caso, serán las instancias superiores (Audiencia Provincial y Tribunal Supremo), por vía de recurso ordinario, las encargadas de establecer el criterio definitivo», apostillan.

Claves del cártel

¿Cómo saber si afecta? Las distintas organizaciones que, en diferentes comunidades, están liderando las reclamaciones de los consumidores han creado herramientas para poder comprobarlo. Se trata de aplicaciones web en las que la persona la marca de coche, el modelo y el año y entonces sale si se incluye en el listado. 

¿Qué marcas están implicadas? Alfa Romeo, Audi, BMW, Chevrolet, Chrysler, Citroën, Dodge, Fiat, Ford, Honda, Hyundai, Jeep, Kia, Lancia, Mercedes, Mitsubishi, Nissan, Opel, Peugeot, Porsche, Renault, Seat, Skoda, Volkswagen, Toyota y Volvo fueron las marcas acusadas por la CNMC. El Grupo Volkswagen (Audi, Porsche, Skoda, Volkswagen y Seat) fue absuelto de la sanción porque destapó el caso. 

¿Hasta cuándo se puede reclamar? Primero el plazo para reclamar era de un año a partir de la sentencia del Tribunal Supremo, pero el Tribunal de Justicia de la Unión Europea acordó en una sentencia de junio de 2022 ampliar el plazo para reclamar a cinco años por lo que este terminaría en 2026. 

¿Cuándo tuvo que ser comprado el coche? El vehículo tuvo que ser comprado entre febrero del año 2006 y agosto de 2013. En principio, también podría reclamar la indemnización los dueños que heredaron uno de los vehículos afectados por el cártel, siempre que tengan localizada toda la documentación necesaria. 

¿Qué documentación hace falta? La factura de la compra o el resguardo de la transferencia bancaria, el permiso de circulación y la ficha técnica del coche donde se especifican los datos del mismo. Si el vehículo fue vendido, el documento donde ponga el precio de venta con el que se cerró la operación.