Kiosco

La Opinión de Murcia

Seguridad

Más controles de alcoholemia y guardias civiles camuflados en las carreteras

Se prevén 5 millones de desplazamientos en las vías murcianas durante la ‘Operación Verano’

Retenciones en carreteras. | EUROPA PRESS

Ya llega el verano a las carreteras, y con él los controles especiales de tráfico. Según ha explicado este viernes la jefa Provincial de Tráfico de Murcia, Virginia Jerez, en la presentación de la ‘Operación Especial Verano 2022’, en términos nacionales se esperan 93 millones de desplazamientos por carretera, mientras que en Murcia se prevén 2,4 millones en julio y 2,7 en agosto, un total de más de 5 millones.

Durante la primera fase, la de la Operación Salida, que ha arrancado este viernes y durará hasta el domingo, serán 250.000 los desplazamientos previstos.

«Para favorecer que los desplazamientos sean fluidos y seguros contamos con un dispositivo importante de vigilancia y regulación integrado por unos 200 agentes de la Guardia Civil de Tráfico de Murcia, a los que se sumarán todos los medios técnicos disponibles de la Dirección General de Tráfico: paneles de mensajes, radares o cámaras», ha detallado Jerez. Estarán ubicados principalmente en vías con gran volumen de circulación del levante.

Asimismo, la DGT ha confirmado que se incorporarán a la vigilancia 34 motos camufladas como prueba piloto, que circularán durante los fines de semana por las zonas de mayor siniestralidad de motoristas. A Murcia le corresponde una.

Además de las motos camufladas, a nivel nacional Tráfico cuenta con 780 radares fijos, 545 radares móviles, 12 helicópteros, 245 cámaras de control de móvil y de cinturón y 39 drones para actividades de regulación.

Cuatro dispositivos especiales a lo largo de julio y agosto

En palabras de la jefa Provincial de Tráfico de Murcia, Virginia Jerez, se inicia con la operación salida un periodo del año en el que en mayor medida los desplazamientos tienen lugar los fines de semana. Por ello, se llevarán a cabo cuatro operaciones especiales desde tráfico: la primera, desde este viernes hasta el 3 de julio; la del 29 julio al 1 de agosto; la del 12 al 15 de agosto y la operación retorno, del 26 al 28 de agosto. A nivel nacional, se paralizarán las obras que afecten a las calzadas en todas las carreteras durante los días de la operación salida-retorno de verano.

Respecto a los controles de alcoholemia, se aumentarán y se realizarán unos 1.700 con especial atención a las zonas de riesgo y consumo más habituales, que en estas fechas se concentran en el litoral.

Como ha recordado la jefa Provincial de Tráfico, en la Región de Murcia el 44% de los conductores fallecidos en siniestros viales en vías interurbanas en lo que llevamos de año habían consumido alcohol.

Al mismo tiempo ha insistido en que se controlará igualmente el arrojo de objetos desde los vehículos que puedan provocar incendios, tal y como contempla la última reforma de la Ley de seguridad vial, y ha recordado que sujetar el móvil con la mano mientras se va al volante supone la detracción de 6 puntos del carnet.

Se establecerán medidas especiales de regulación en las zonas de mayor conflicto en lo que a retenciones se refiere: los que coinciden con los tramos de la A-7 y la A-30 a la altura del municipio de Murcia y zonas del litoral, como la ARM-19 con la AP-7 en sentido Alicante.

Los agentes también estarán pendientes de los excesos de velocidad, en especial desde el 4 hasta el 10 de julio. Se controlarán hasta 26.000 vehículos y se han adherido a esta causa cuatro ayuntamientos de la Región. Según datos proporcionados por Virginia Jerez, el exceso de velocidad supone el 29% de los accidentes mortales.

Compartir el artículo

stats