El presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, ha advertido este martes de que la "dejación de funciones del Gobierno central" con respecto a la gestión de la crisis del coronavirus está teniendo como consecuencia que cada comunidad autónoma adopte diferentes medidas que serán "ineficaces" sin un "mínimo de coordinación".

En declaraciones a los periodistas durante una visita a la Asociación Murciana de Esclerosis Múltiple (AMDEM), Miras se ha referido así al fallo del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco contra la obligación de presentar el pasaporte covid para acceder a la hostelería, y ha lamentado que el Ejecutivo de Pedro Sánchez no haya adoptado una postura común para todos los territorios sobre ese documento.

"Sin un mínimo de coordinación, nos enfrentaremos a la sexta ola de manera ineficaz", ha insistido, porque cada comunidad está tomando decisiones diferentes y con resoluciones judiciales distintas.

Sobre la posibilidad de ampliar la obligación de presentar ese certificado en la Región, que actualmente pueden pedir de forma voluntaria los locales de hostelería para abrir en interiores con el 100 por cien del aforo, Miras ha resaltado que la medida más importante por el momento es seguir impulsando la vacunación para llegar a toda la población.

Las personas que no se han vacunado (109.000 en esta comunidad), ha dicho, deben hacer un "ejercicio de responsabilidad" porque estamos en una situación de "emergencia crítica" en la que las vacunas son la "mejor herramienta" contra el virus, y en eso hay que poner el énfasis.

También ha pedido que se acelere la inoculación de la tercera dosis a todas las personas y colectivos en los que sea recomendable, así como que se implemente, con el correspondiente respaldo de las autoridades sanitarias, la vacuna para menores de 12 años, ya que actualmente es el colectivo en el que mayor transmisión se está dando.

Por otra parte, López Miras se ha referido también a la reunión que ocho presidentes de comunidades autónomas celebran este martes en Santiago de Compostela para fijar una postura común sobre la financiación autonómica, una situación, ha dicho, que se produce por la falta de diligencia del Gobierno central al no convocar el Comité de Política Fiscal y Financiera para debatir ese asunto.

Igual que la Región de Murcia, ha dicho, estas comunidades buscan un cambio en el modelo actual de financiación para que el estado cubra sus necesidades en materia de educación, sanidad y políticas sociales con iguales recursos para todos.

También hoy, ha recordado, se reúnen en Alicante los consejeros de Hacienda de la Comunidad Valenciana y Región de Murcia para abordar el mismo asunto, por lo que es imprescindible que el Gobierno central "ejerza su responsabilidad" y convoque a todas las comunidades para evitar este tipo de encuentros unilaterales y poder llegar a acuerdos conjuntos.

Sobre las declaraciones de la vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, en relación con los altos precios del agua desalada, Miras ha advertido que la Región de Murcia se negará a hablar de esa agua si no se incluye en el debate también la procedente del trasvase Tajo-Segura en las condiciones en que actualmente está garantizada.

En su opinión, es "increíble" que la vicepresidenta solo se refiera a las infraestructuras de desalación, que son "las más contaminantes que existen" en la actualidad, tanto por la energía que consumen como por los desechos tóxicos que generan al desalar el agua.