El uso de la mascarilla durante la competición en la Región de Murcia deja de ser obligatorio desde este viernes y simplemente pasa a ser recomendable, aunque sí habrá que utilizar la protección para boca y nariz antes y después de la práctica deportiva.

Así lo ha acordado la Dirección General de Deportes, que también ha comunicado que las personas convivientes podrán sentarse juntas en la grada.

El nuevo protocolo anticovid aplicado a la actividad física y deportiva contempla el uso de la mascarilla en esos términos para deportistas, técnicos y árbitros y, en el caso de gimnasios y centros deportivos, la obligatoriedad de llevarla seguirá vigente si no se puede mantener la distancia mínima interpersonal de un metro y medio, cuando hasta ahora había que tenerla puesta en todos los casos.

En lo referente a aforos se estipula que aquellas personas de una misma familia o que sean convivientes puedan asistir a recintos deportivos y sentarse juntos, aunque dichos grupos no podrán exceder de 10 miembros en instalaciones al aire libre y de seis sin son cubiertas sin la necesidad de tener que dejar al menos un asiento libre entre cada uno de ellos.

Las ratios de capacidad en instalaciones deportivas el tope en la Región será del 75% en lugares donde la incidencia de la covid sea baja; del 60% si es media, del 50% si es alta, del 40% si es muy alta y en caso de incidencia extrema se valorará si se permite o no el acceso de público.

La utilización de la mascarilla seguirá siendo obligatoria para los espectadores y se mantiene la necesidad de contar permiso para la realización de eventos deportivos.