Restricciones

Salud aprueba un toque de queda encubierto para no convivientes

Quedan prohibidas las reuniones sociales entre las 2.00 y las 6.00 de la madrugada en espacios públicos y privados de toda la Región

Jornada de vacunación de
jóvenes de 20 a 29 años, 
ayer en Puerto Lumbreras. L.O.

Jornada de vacunación de jóvenes de 20 a 29 años, ayer en Puerto Lumbreras. L.O. / ana gacría

Ana García

Ana García

Las personas no convivientes no podrán mantener encuentros entre las 2.00 y las 6.00 de la madrugada en la Región de Murcia. Esta nueva medida, aprobada ayer por el Comité de Seguimiento Covid y que entrará en vigor mañana miércoles tras ser publicada en el Boletín Oficial de la Región de Murcia (Borm), supone un toque de queda encubierto para limitar las relaciones sociales fuera del núcleo familiar a altas horas de la madrugada.

Los técnicos de Salud pusieron sobre la mesa este lunes un toque de queda suavizado en la Región de Murcia para contener los contagios entre la población más joven. Por ello, se prohíben los encuentros de personas no convivientes en espacios públicos y privados, tanto en interior como en exterior, según informó el consejero de Salud, Juan José Pedreño.

Además, el Gobierno murciano ha solicitado al TSJ de la Región de Murcia que prorrogue la limitación de reuniones a un máximo de 10 personas más allá del 3 de agosto, fecha hasta la que se extendía esta restricción. Al tiempo que mantiene la prohibición de la venta de alcohol a partir de las 22.00 horas de la noche y continúa la suspensión de la actividad en los interiores de los locales de ocio nocturno, ya que hasta el 90 por ciento de los contagios tienen su origen en este tipo de encuentros.

El propio presidente regional, Fernando López Miras, abordaba ayer en una entrevista radiofónica en la Ser los problemas que tienen las autonomías para aplicar un toque de queda en todo el territorio de la comunidad, ya que sólo lo pueden hacer en municipios, «a pesar de que los toques de queda son la medida más efectiva ahora mismo, sobre todo, para cortar los contagios en los entornos sociales en los que se están produciendo», es decir, entre los más jóvenes.

El consejero de Salud explicaba ayer que la tasa media de positivos sigue aumentando en la Región, con un crecimiento del 30 por ciento en la última semana. Lo que ha hecho que la incidencia acumulada se sitúe en 237 contagios por cada 100.000 personas a 7 días y en 424 a 14 días.

Los datos «son preocupantes», afirma Pedreño, quien informa de que en la última semana se han detectado 1.438 casos positivos en la población de 15 a 29 años, llegando la incidencia en este grupo de edad a 554 casos por cada 100.000 personas, y representando el 50,9 por ciento de los contagios totales.

Cribados y vacunaciones

Esta situación ha llevado a la Consejería a planificar este pasado fin de semana cribados entre jóvenes de 15 a 29 años en varios municipios como Murcia, Cartagena, Molina, Lorquí, Águilas, Archena o San Pedro, cribados en los que se detectaron 60 casos positivos entre las 1.462 pruebas realizadas, lo que supone una tasa de positividad del 4,1 por ciento.

En cuanto a la vacunación, Salud prevé que esta semana sean inmunizadas unas 100.000 personas en la Región, pero reconoce un descenso en las citas por la caída en el número de vacunas que envía el Ministerio de Sanidad. Una situación que Pedreño afirma que «no ha afectado a la administración de segundas dosis, pero que sí ha ralentizado el proceso de vacunación». A lo que el consejero añade que «el objetivo es recuperar el ritmo de junio, cuando se llegó a inmunizar hasta a 130.000 personas diarias».

Pese a que la Región ya ha administrado más del 90 por ciento de las dosis recibidas, los técnicos de Salud Pública han detectado que el grupo de 30 a 39 años va más lento y «hay menos interés» por la vacunación, «por lo que les animamos a coger cita y a que no se dejen alcanzar por los más jóvenes», ya que en el de 20 a 29 años ya están vacunados el 40 por ciento del total, explica el portavoz del Comité Covid de la Región, Jaime Pérez.

No descartan pedir el pasaporte covid para acceder a bares, cines o teatros

El Gobierno regional no ve con malos ojos la opción de pedir el pasaporte covid de vacunación para que los ciudadanos puedan acceder a bares, restaurantes, cines o teatros. Al igual que están haciendo países de nuestro entorno (Francia e Italia) y como han planteado algunas comunidades autónomas españolas, el consejero de Salud murciano, Juan José Pedreño, expuso ayer al ser preguntado sobre esta cuestión que es una opción «que se contempla y está sobre la mesa aunque aún no se ha tomado la decisión». Pedreño considera que primero hay que ofertar la vacunación a todos los ciudadanos y «cuando llegue ese momento, en el que se haya ofertado la vacuna a todos, se valorará esta opción, ya que es una medida que puede animar a quienes no se han vacunado a hacerlo».