Alcaldes y alcaldesas del PSOE de la Región de Murcia exigieron ayer al presidente de la Comunidad, Fernando López Miras, que «aproveche» los recursos extraordinarios que el Gobierno de España ha puesto a su disposición «para apoyar a los ayuntamientos». Desde el PSRM-PSOE aseguraron que los consistorios, además de los gastos extraordinarios provocados por la pandemia, «están asumiendo competencias que son del Ejecutivo autonómico». En este sentido, el alcalde de Murcia, José Antonio Serrano, indicó que el Gobierno de España aporta a los Presupuestos regionales 600 millones de euros, además de otros 1.000 millones de fondos extraordinarios para combatir la pandemia y afrontar la recuperación económica.

Serrano denunció «el ninguneo que sufren los ayuntamientos por parte del Gobierno regional, debido a las competencias impropias que están sufragando los municipios».

«Esto no puede seguir así porque está suponiendo una merma en la calidad de vida de nuestros vecinos y vecinas», apuntó. También exigió al Gobierno regional que «cree una ley de Financiación Local que no esté al capricho del PP y que no castigue a unos municipios en favor de los suyos, y destacó que solo en el municipio de Murcia, supone 40 millones de euros lo que ha dejado de invertir el Gobierno de López Miras».

Contraataque de los populares

Por su parte, el presidente del Comité de alcaldes del PP, el regidor alcantarillero Joaquín Buendía, aseguró que «a Diego Conesa no le importan los municipios, si no se habría rebelado contra Pedro Sánchez por ahogar a los ayuntamientos al condenarlos sin el fondo comprometido desde hace más de un año».