Más justa, solidaria y feminista. Una Región de Murcia de la que estar orgulloso, en la que nadie se quede atrás y que represente a todas las ciudadanas y ciudadanos. Yo creo en ella y en hacerla posible. Desde el PSRM hemos demostrado con creces que sabemos cuidar de lo público y que, cuando se nos ha necesitado, allí hemos estado. Con alegría vemos el final del túnel de una pandemia que nos asoló en marzo de 2020 y que hemos conseguido vencer unidos, apoyados en medidas como los ERTE, las ayudas a autónomos y pymes, o la extensión en el plazo de la devolución de los créditos ICO. El Gobierno de la nación tenía claro que la unión de cada una de las personas de este país era esencial para derrotar al virus.

Sin embargo, en este año, lleno de gestos humanos que nos han llegado al corazón, hemos vivido una situación muy diferente en la Región de Murcia. La imagen de nuestra tierra ha quedado a ras de suelo por una trama corrupta en la que se vacunaron más de 400 personas antes de que les tocase su turno. López Miras y su equipo urdieron un plan para que solo unos privilegiados consiguieran las primeras dosis de la vacuna antes que otras murcianas y murcianos (algunos de ellos con necesidades especiales por su situación de salud, discapacidad o rango de edad). Un hecho inadmisible que pone de manifiesto cuáles son los objetivos de este ejecutivo: gobernar para unos pocos.

Diego Conesa y José Antonio Serrano. L.O.

La moción de censura del pasado mes de marzo buscaba regenerar esta Región, eliminar redes clientelares forjadas durante 26 años y comenzar a trabajar para y por las ciudadanas y ciudadanos de esta tierra. La compra de voluntades no lo hizo posible, pero las medidas que teníamos preparadas para reactivar nuestra Comunidad Autónoma siguen vigentes: economía social, transparencia, lucha contra la desigualdad, la pobreza, y la brecha de género salarial o el plan de choque para frenar el cambio climático. Las líneas estaban claras y seguimos creyendo que esta tierra merece un Gobierno que oiga sus problemas y los solucione sin mirar hacia otro lado.

Nuestro objetivo ha sido, es y siempre será el de mejorar la vida del millón y medio de vecinos y vecinas.

Este será el año en el que la Región de Murcia va a recibir más fondos del Gobierno de la nación y de Europa. Para reactivar la economía es necesario un ambicioso programa de actuación que ayude, entre otros, a los autónomos y a las pymes, especialmente en los sectores más castigados por la pandemia, como es el caso del turismo, el comercio y la hostelería. La Sanidad Pública, tan castigada durante estos años por los recortes del PP, también necesita una inyección que le permita seguir siendo la mejor del mundo.

Mención especial merecen las personas que han luchado cara a cara con el virus durante más de un año y medio de crisis sanitaria. Su trabajo incansable, su cariño y atención a enfermos y familias no se nos va a olvidar nunca. Han dado un ejemplo de unión y compañerismo que debemos apuntar con letras de oro en el imaginario de nuestra historia. Junto a la sociedad murciana, que está siendo responsable durante toda la pandemia, cada vez está más cerca volver a abrazarnos y a disfrutar plenamente de familia y amigos.

Es nuestra prioridad y en lo que centramos nuestros esfuerzos. Conseguir que todos creamos en una Comunidad más integradora, justa y de la que estar orgullosas y orgullosos

Creo firmemente que, en el futuro, la Región de Murcia será verde o no será. El desarrollo sostenible de nuestra tierra es un reto en el que tenemos que aportar todo lo que llevemos dentro. Nuestra responsabilidad pasa por aprovechar esta oportunidad para conseguir una revolución verde. La dejadez en la planificación y en la ordenanza del territorio de los gobiernos del PP durante estos años nos ha llevado al colapso ambiental de un lugar tan importante para la biosfera como el Mar Menor. Recuperarlo es prioritario y el PSRM sabe y tiene claro cómo hacerlo.

La nuestra es una tierra llena de talento, de personas emprendedoras que no tienen límites y se superan cada día. Su empeño diario ha conseguido que el nombre de la Región de Murcia traspase nuestras fronteras y sea el contrapunto a una nefasta gestión del Turismo y de nuestra imagen por parte de López Miras y su gobierno.

Hay una Región de Murcia feminista y combativa, que no tolera la violencia de género. También pedimos más contundencia contra el machismo. Seguiremos luchando para acabar con esta lacra, proteger a sus víctimas y destapar cualquier intento de normalización que la ultraderecha intente desde las instituciones. Nos tendrán enfrente.

Nuestro objetivo ha sido, es y siempre será el de mejorar la vida del millón y medio de vecinos y vecinas. Es nuestra prioridad y en lo que centramos nuestros esfuerzos. Conseguir que todos creamos en una Región más integradora, justa y de la que estar orgullosas y orgullosos.

Más sobre el PSRM

Dirección: Calle Princesa, 13, 30002 Murcia

Teléfono: 968 90 30 00