Ante la Comisión Especial de Discapacidad de la Asamblea Regional celebrada ayer también compareció María del Mar Martínez Franco, de la Plataforma representativa estatal de personas con discapacidad física (Predif). Con una experiencia de 30 años, Predif cuenta con programas a favor de la integración y el desarrollo de la autonomía personal, dando apoyo a casi 100.000 personas con discapacidad y a sus familias.

Martínez puso de manifiesto la necesidad de una atención sanitaria especializada en daño neurológico y lesión medular, ya que actualmente la Región no dispone de ninguna unidad. «No es lógico que para que a los murcianos nos atiendan facultativos de cualquier especialidad con conocimientos de nuestra patología nos tengamos desplazar 400 kilómetros con el coste que conlleva».

Además, reivindicó que la mayoría de los hospitales de la Región incumplen la ley de accesibilidad de diciembre de 2017.

Por otro lado, la representante de Predif hizo un llamamiento a la Administración, solicitando la cofinanciación de las instalaciones con equipamiento especializado que la plataforma dispone para garantizar el ejercicio físico de las personas con discapacidad como «elemento para mantener un buen estado de salud físico y mental».

Martínez concluyó destacando la necesidad de la figura del asistente personal como apoyo para que la persona con discapacidad pueda salir, formarse, conseguir un trabajo y ser miembro activo en la sociedad.