La Junta de Portavoces de la Asamblea Regional ordenó ayer, a propuesta del Partido Popular, el debate y la votación del techo de gasto para el miércoles 24 de febrero, de manera que se inicia el trámite parlamentario de los presupuestos para 2021.

El techo de gasto fijado por el Gobierno regional se incrementa para 2021 en un 12,5% con respecto al año pasado, hasta alcanzar los 5.378 millones de euros, 600 millones más «que son claves para reforzar los servicios públicos en la lucha contra la pandemia e impulsar las políticas de reactivación económica», según el portavoz parlamentario del PP, Joaquín Segado.

«La Región de Murcia necesita más que nunca los presupuestos y nos vamos a volcar en acelerar su aprobación», destacaba Segado, quien expresó «la voluntad del PP» de contar con todos los grupos parlamentarios. «No caben ni los bloqueos ni los vetos cuando hablamos de unas cuentas vitales para dotar de más fondos a la sanidad y la educación», afirmó.

Segado instó al PSOE a «abandonar su política obstruccionista» y a «actuar por una vez de forma responsable» para demostrar que «está a la altura cuando la Región lo necesita».

Cs se ofrece de nuevo al PSOE

Ciudadanos volvió ayer a «tender la mano» al PSOE para negociar la aprobación de los presupuestos con el objetivo de conseguir un «amplio acuerdo y consenso», en palabras del portavoz parlamentario, Juan José Molina.

La oferta se produce después de que el PSOE rechazase la propuesta de acuerdo que Ciudadanos lanzó la semana pasada argumentando que la aceptación del veto parental de Vox por parte del PP hacía inviable el apoyo de los socialistas.

Molina pidió a la oposición «altura de miras» y «dejar atrás vetos ideológicos» con el fin de alcanzar «el gran acuerdo que nos exige la sociedad murciana, que nos pide establecer posturas comunes en la que es la ley más importante que se tramita cada año en la Asamblea Regional».

Condiciones de Vox

Por su parte, Vox exige la «la apertura total de la hostelería en todos los municipios de la Región, tanto de locales interiores como exteriores», antes de continuar con la negociación de los presupuestos regionales y afirma haber pactado con el Ejecutivo un nuevo plan de rescate al sector hostelero. Este plan incluye, según la formación de José Ángel Antelo, ayudas directas por las pérdidas sufridas por valor de entre 15 y 20 millones de euros y el compromiso del Gobierno regional de «beneficiar con ayudas también al sector hostelero, al ocio nocturno, a los salones de celebraciones y a los feriantes por un valor de 5 millones de euros».