12 de diciembre de 2020
12.12.2020
La Opinión de Murcia
AgroEx

Luengo pide "más transparencia" en la negociación de las ayudas europeas

El consejero participa en el Consejo Consultivo de Política Agrícola para Asuntos Comunitarios, en el que lamenta "tener que enterarse por la prensa de las decisiones del Gobierno de España"

11.12.2020 | 18:36
Luengo durante su intervención en el Consejo Consultivo Agrícola para Asuntos Comunitarios.

El Gobierno regional denuncia «la opacidad y falta de transparencia que el Gobierno de España muestra en la negociación de las ayudas europeas que deben recibir nuestros agricultores y ganaderos en el periodo 2021-2027». Así lo señaló el consejero de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, Antonio Luengo, quien participó en la reunión del Consejo Consultivo Agrícola para Asuntos Comunitarios, celebrado en Madrid y presidido por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas.

«A día de hoy se mantiene la incertidumbre sobre la posible reducción del presupuesto de la PAC y calculamos que un descenso del 10 por ciento de las partidas podría suponer una pérdida de 140 millones de euros para los ganaderos y agricultores de la Región de Murcia, lo cual es inasumible», destacó el consejero.

«No es de recibo que los gobiernos autonómicos nos enteremos por la prensa de las decisiones que van tomando el Consejo y el Parlamento Europeo, por lo que necesitamos una mayor transparencia en la gestión que el Gobierno de España está realizando de la futura PAC, a la vez que conocer de forma clara la postura que el ministro Planas defiende en Bruselas, ya que, por desgracia, no suele ser una posición común debatida y acordada en el seno de estos encuentros», explicó el titular de Agricultura.

También afirmó que «tenemos una gran incertidumbre sobre los aspectos más relevantes de la nueva PAC, como la definición de agricultor genuino y el modelo de distribución de la renta básica, con cuestiones importantes como la eliminación de los derechos históricos. No existe un acuerdo sobre ello y por eso no podemos admitir que desde el Ministerio se difundan declaraciones sobre un acuerdo con todas las comunidades autónoma», puntualizó.

Asimismo, el responsable regional trasladó su malestar por «la opacidad que están mostrando en la gestión y tramitación del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, del que, a pesar de que ya se conoce la cuantía final a repartir, las administraciones autonómicas desconocemos los objetivos concretos para el sector agrario, y la justificación de las medidas propuestas».

Luengo explicó que «no sabemos qué criterios pretenden emplear porque no nos informan, ni si esas ayudas serán compatibles y estarán en consonancia con el resto de líneas del Plan de Recuperación, por lo que sectores de gran peso en la Región de Murcia, como el de la industria agrolimentaria, miran con temor y escepticismo la tramitación del Gobierno de España».

«Las decisiones deben regirse en base a criterios técnicos y objetivos y para eso se celebran este tipo de reuniones, en las que debemos poner sobre la mesa las situaciones y necesidades de cada comunidad», aseveró el consejero.

Dos ecoesquemas con las necesidades de los agricultores de cara a la futura PAC

El Gobierno regional, las organizaciones agrarias Asaja, COAG y UPA y la Federación de Cooperativas Fecoam avanzaron en elaboración de dos ecoesquemas que recogen las necesidades concretas de los agricultores de la Región de cara a la futura Política Agraria Común (PAC), en una reunión entre el consejero de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, Antonio Luengo, y representantes de estas organizaciones.

En concreto, Luengo detalló que «estamos trabajando para incluir en esos ecoesquemas las actuaciones para mitigar el avance de la desertificación, por un lado, y medidas enfocadas a zonas sensibles a nitratos, que beneficien a aquellos agricultores que usen sistemas de fertilización orgánica o biofertilizantes».

La próxima PAC incluye el término ecoesquema para definir una nueva intervención, incluida en el primer pilar de la PAC, basada en prácticas agrícolas beneficiosas para el clima y el medio ambiente. Éstas han de responder a tres objetivos específicos en materia medioambiental, relativos al cambio climático y la energía sostenible; el desarrollo sostenible y la gestión eficiente de los recursos naturales; y la protección de la biodiversidad, la conservación de los hábitats y los paisajes.

«La concepción de la PAC ha cambiado y debemos ser conscientes de que toda ayuda para agricultores y ganaderos debe ir aparejada a mejoras medioambientales», explicó el consejero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook