17 de noviembre de 2020
17.11.2020
La Opinión de Murcia
Entrevista
Nueva decana del Colegio Notarial de la Región.

Carmen Rodríguez: "Hay más testamentos y últimas voluntades por la situación de pandemia que tenemos"

La notaria de Cieza ha sido elegida este domingo al frente de una candidatura integrada por colegiados de pueblos pequeños

16.11.2020 | 22:12
Carmen Rodríguez,decana del Colegio deNotarios. Javier Gómez

Es la primera mujer que está al frente de la institución notarial integrada por 84 colegiados. Además, ha roto la tradición de que los decanos sean notarios de Murcia o de Cartagena. Su objetivo es conseguir una mayor presencia del Colegio en la sociedad.

La nueva decana de los notarios de la Región, Carmen Rodríguez, nació en Murcia hace 42 años, aunque vive en Cieza desde los tres. Aprobó las oposiciones en 2005 y su primer destino fue la población malagueña de Teba. Antes de volver a su pueblo como notaria ha ejercido en Moratalla, Calasparra y en otros municipios de la Vega Media. Se ha presentado a las elecciones celebradas este domingo con una candidatura compuesta por notarios de pueblos como Alguazas, Las Torres de Cotillas, Beniel, Molina de Segura y Archena, en la que solo hay un integrante de Murcia.

¿A ustedes también les ha afectado la pandemia?

Durante el periodo de confinamiento las notarías han estado abiertas, porque se han considerado un servicio esencial, aunque han estado aplicando todas las medidas de prevención para los trabajadores y para los ciudadanos que acudían. Pero se atendían solo las cuestiones consideradas urgentes. Ahora lo que yo percibo es que hay más disposiciones en materia de últimas voluntades y de testamentos debido a la situación que tenemos.

¿Se ha adelantado la edad a la que se hace el testamento ante la percepción de un peligro?

No he visto yo que haya gente más joven que haya hecho testamento. Suelen ser personas mayores, pero sí es cierto que cada vez hay gente más consciente. Mi impresión es que suelen empezar a partir de mi edad, con cuarenta y algunos. Otras veces, cuando la gente tiene hijos. El testamento es el documento que por antonomasia el ciudadano identifica con el notario. Siempre ha estado ahí.

Desde la notaría, ¿notan si los ciudadanos son más cumplidores o tratan de realizar operaciones ocultas?

En todo documento público que se formaliza se tienen que demostrar los medios de pago. En el ámbito notarial el movimiento de dinero está más controlado, yo creo que los ciudadanos son más conscientes de eso. Además, se controla cuál es el montante en efectivo y en otros medios de pago. No se puede formalizar una escritura sin que se precise cuáles son los medios de pago. Si es en efectivo, se tiene que especificar la cantidad y cuándo se ha hecho el pago; si es con un cheque bancario, se incorpora el justificante; y si se abona por medio de transferencia, se hace constar cuáles han sido las cuentas de cargo y abono.

¿Existe colaboración con la Comunidad Autónoma para impedir el fraude?

Desde hace mucho tiempo - creo que el primer convenio es de 2011- se mantiene una colaboración muy directa entre la Consejería de Hacienda, el Colegio Notarial de Murcia y el Consejo General del Notariado para proporcionarle información a la Comunidad Autónoma, de manera que facilite la tramitación y el pago telemático de los impuestos para facilitárselo al ciudadano en la medida de lo posible.

¿Han disminuido las renuncias a las herencias?

Lo que se ha producido es un repunte en las donaciones, como consecuencia de la bonificación de la Comunidad del 99% en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones de padres a hijos, tanto en metálico como en bienes.

Es usted la primera decana del Colegio Notarial de Murcia.

En la Región de Murcia somos 33 mujeres de 84 colegiados. En mi promoción, en el año 2005, éramos más o menos el 50% de todos los aprobados, pero en las últimas promociones superan el 50%. Estoy muy orgullosa y contenta por ser la primera mujer. Cada vez somos más.

También han cambiando las funciones de la notaría al encargase, por ejemplo, de las bodas.

La Ley de Jurisdicción Voluntaria y la que permitió que se hicieran bodas ante notario y también divorcios de mutuo acuerdo han hecho que la figura del notario se vea como lo que es, alguien cercano, con quien puede contar el ciudadano para lo que necesite. Me alegro de que se vaya viendo que el notario es una persona a la que se puede acudir a contarle los problemas, a pedir asesoramiento, a hacer testamento, a casarse o a divorciarse.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook