16 de octubre de 2020
16.10.2020
La Opinión de Murcia
Salud

Exoesqueleto, la esperanza de los pacientes con esclerosis múltiple para ponerse en pie

La asociación murciana de esta enfermedad busca financiación para adquirir el primero de estos sistemas en la Región y con el que los usuarios podrían recuperar la movilidad que han perdido

15.10.2020 | 21:04
Exoesqueleto, la esperanza de los pacientes con esclerosis múltiple para ponerse en pie

Recuperar la movilidad de las extremidades inferiores es una de las sensaciones que están experimentando desde ayer una docena de usuarios de la Asociación Murciana de Esclerosis Múltiple que llevan en silla de ruedas demasiado tiempo por su enfermedad.

Este 'milagro' ha sido posible gracias al uso de un exoesqueleto que se está probando dentro de las jornadas Salud y Robótica, organizadas en colaboración con la compañía Ekso Bionics, un encuentro que finaliza hoy y en el que un grupo de pacientes con distintos grados de discapacidad han probado los beneficios de trabajar con un exoesqueleto.

Actualmente sólo hay dos entidades de esclerosis múltiple en España que dispongan de un exoesqueleto para trabajar con sus usuarios, la Federación nacional y la Asociación de Bilbao, por lo que la de Murcia se ha propuesto ser la tercera.

Sin embargo, el elevado coste de esta herramienta terapéutica que ronda los 140.000 euros, les ha hecho emprender una campaña para buscar financiación con la que poder sufragarla. «El nuestro, si lo conseguimos, sería el primero de la Región de Murcia, ya que no hay ningún centro público o privado que disponga aquí de esta tecnología», explica Lucía Moscoso, responsable de comunicación y trabajadora social de la Asociación Murciana de Esclerosis Múltiple.

La esclerosis múltiple es una enfermedad autoinmune y degenerativa que afecta al sistema nervioso central y que causa discapacidad progresiva en adultos jóvenes, quienes experimentan disfunciones motoras y sensitivas que provocan alteraciones del equilibrio y de la marcha, entre otras secuelas.

El tratamiento para frenar el avance de la enfermedad se divide en tratamiento farmacológico, cubierto por la Sanidad pública; y tratamiento terapéutico con fisioterapeuta, neuropsicólogo, terapeuta ocupacional, logopeda... y que no es cubierto en su totalidad, de ahí la importancia del trabajo que hacen este tipo de asociaciones en la recuperación de sus usuarios.

Tal y como informan desde la asociación, el exoesqueleto permite la marcha en usuarios con parálisis parcial o total de los miembros inferiores, como ocurre con algunas personas con esclerosis múltiple, y «mediante la terapia con el exoesqueleto se consiguen alcanzar metas difícilmente alcanzables en una sesión de rehabilitación usual, ya que el dispositivo permite realizar una bipedestación estable y segura, activando los patrones de la marcha correctos, haciendo que la musculatura implicada sea la adecuada y evitando las compensaciones de los patrones alterados».

Ekso es utilizada como una herramienta de rehabilitación para personas con diversos grados de parálisis debido a problemas neurológicos, como accidente cerebrovascular, lesión de la médula espinal, traumatismo craneoencefálico y otras enfermedades neurológicas, como la esclerosis múltiple, pero siempre bajo supervisión terapéutica.

Además, ofrece diferentes niveles en función de la fase en la que se encuentre el paciente. El usuario puede hacer un entrenamiento básico con ejercicios como sentadillas (45,60 y 90 grados), elevación de rodillas, pasos en el sitio; también incluye la opción de iniciación del paso controlado por la fuerza del propio paciente; a la vez que le permite progresar hasta llegar a la ambulación independiente consiguiendo una marcha recíproca con la postura correcta del miembro afectado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook