12 de octubre de 2020
12.10.2020
La Opinión de Murcia
Infraestructuras

Fomento ha sancionado a tres puertos deportivos de la Comunidad

La mayor parte de las concesiones de la Administración regional han caducado y una está en los tribunales, según las respuestas ofrecidas por el consejero en la Asamblea al diputado socialista Pedro López

11.10.2020 | 19:23
Fomento ha sancionado a tres puertos deportivos de la Comunidad

Las multas han sido impuestas a Villa de San Pedro, Marina de San Pedro y Tomás Maestre, de La Manga.

La Consejería de Fomento ha sancionado a las concesionarias de los puertos deportivos Tomás Maestre, Villa de San Pedro y Marina de las Salinas, también de San Pedro del Pinatar, según ha informado su titular, José Ramón Díez de Revenga, en respuesta a las preguntas presentadas en la Asamblea Regional por parlamentario del PSOE Pedro López. Al Villa de San Pedro se le han impuesto dos sanciones, una de 1.787,28 euros y otra de 400, mientras que la multa al puerto de La Manga del Mar Menor Tomás Maestre asciende a 600 euros y la de la Marina de San Pedro, a 120.

La información ofrecida por la Consejería en su respuesta parlamentaria que ha dado a conocer la Mesa de la Asamblea Regional confirma la situación de abandono de las concesiones portuarias de la Región, la mayor parte de las cuales se encuentran caducadas, algunas de ellas desde hace una década, mientras que una está en los tribunales. En la Región hay una veintena de puertos, que suman unos 6.000 puntos de amarre. El de Cartagena lo gestiona la Autoridad Portuaria.

Según indicó Pedro López, el 80% de los puntos de amarre existentes corresponden a concesiones ya extinguidas, lo que sitúa a los propietarios en «una situación de inseguridad jurídica». El diputado reprocha a la Comunidad Autónoma que mantenga los contratos para explotar los puertos caducados, a pesar de que el consejero, José Ramón Díez de Revenga, «ha sido antes director general de Puertos y procede de una empresa que trabajaba con las concesionarias».

Además, las discrepancias del Gobierno central con la reforma de la Ley de Puertos regional que modifica el sistema de las concesiones puede acabar en un recurso de inconstitucionalidad, lo que genera más desconfianza y dudas sobre la viabilidad del cambio legal.

Solo en el Mar Menor están caducados los contratos de Los Alcázares, Los Urrutias, Los Nietos, Islas Menores, La Isleta y Dos Mares. En 2021 caduca el de La Ribera

En el Mar Mediterráneo ha expirado la de Águilas. Fomento asegura que ha iniciado la tramitación de las nuevas concesiones de Los Alcázares y Águilas, que espera tener resueltas el próximo año. Tendrán una vigencia de veinte años.

También hay dos puertos con deudas pendientes en vía ejecutiva, el de La Isleta, en La Manga, que debe 6.123 euros; y el de Mar de Cristal, que ha presentado un contencioso para conseguir un reequilibrio de la concesión, que resulta una de las más elevadas de la costa regional. La deuda de Mar de Cristal asciende a 202.395 euros, una cantidad que está recurrida en los tribunales.

Tres puertos han sido sancionados por incumplir las condiciones establecidas en la concesión.

Según los datos facilitados por Fomento, a la concesionaria del Villa de San Pedro se le han impuesto dos multas, una de 1.787,28 euros «por la realización sin autorización de las obras en la terraza del bar del puerto». La Consejería precisa que «se trata de un incumplimiento del artículo 35.d de la Ley de Puertos», que impide «la ejecución de trabajos, obras menores e instalaciones en el puerto sin el debido título administrativo».

Villa de San Pedro también ha sido sancionado con una multa de 400 euros por «el incumplimiento de las condiciones impuestas en la resolución de esta Dirección General de 23 de julio de 2015, por la que se otorgaba al Club Náutico autorización para la explotación de café-bar, en lo concerniente a hora de cierre, control de ruidos y celebración de eventos en el exterior».

La concesionaria asegura que no tiene constancia de las multas y señala que, en todo caso, habrán sido impuestas a la empresa que tiene arrendados los locales, que es la que ha incumplido la normativa.

En el caso del puerto Tomás Maestre, la multa de 600 euros está motivada por el arrendamiento de la gasolinera de la dársena deportiva sin autorización, lo que supone un incumplimiento del artículo 15.2 de la Ley de Puertos. Puerto Menor, la sociedad concesionaria, sostiene que ha pedido la autorización a la Consejería y que se la concedió, con lo que regularizó su situación.

Marina de las Salinas, de San Pedro del Pinatar, tiene una multa de 120 euros. La adjudicataria no tiene información sobre las causas de la sanción, que fue impuesta en 2018 por colocar publicidad exterior para señalizar la dársena sin permiso.En ambos casos el procedimiento se ha iniciado con la aprobación de los estudios de viabilidad económica. Estas dos nuevas concesiones tendrán un plazo de 20 años.

Las discrepancias de Madrid con la Ley de Puertos aleja la renovación de las concesiones

Las discrepancias del Estado con la reforma de la Ley de Puertos aprobada en julio aleja las posibilidades de renovación de las concesiones caducadas. Los cambios introducidos permiten a la Comunidad adjudicar los nuevos contratos sin concurso público a cualquier sociedad que esté inscrita como entidad sin ánimo de lucro y eliminar trámites e informes preceptivos para la realización de obras en las instalaciones portuarias. Por esta razón, la reforma ha tropezado con la oposición del Gobierno central, que ha comunicado sus discrepancias a través del BOE y ha anunciado la posibilidad de recurrir al Constitucional. Sin embargo, la Consejería afirma que «la primera reunión de la Comisión Bilateral» que negocia estos cambios permite confiar en que habrá acuerdo «muy pronto».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook