08 de octubre de 2020
08.10.2020
La Opinión de Murcia
Todos los santos

Campaña a favor de la flor cortada ante el 1 de noviembre

Lleva por lema 'En la Región de Murcia tenemos tantas flores como días para recordarles'

07.10.2020 | 20:19
Campaña a favor de la flor cortada ante el 1 de noviembre

La Comunidad Autónoma ha puesto en marcha una campaña de apoyo al sector de la flor cortada y ornamental en la que anima a su consumo para reactivar al sector, especialmente afectado por la crisis del coronavirus. Esta iniciativa, presentada por el secretario general de la Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente, Víctor Martínez, lleva como lema 'En la Región de Murcia tenemos tantas flores como días para recordarles', en alusión a la próxima festividad de Todos los Santos y al aumento de las visitas a los cementerios previstos para los días 1 y 2 de noviembre.

La Región ocupa el cuarto puesto en producción por provincias. El clavel supone alrededor del 50 por ciento de la producción, aunque también destacan el cultivo de la gerbera, la rosa, el crisantemo y los bulbos, como el gladiolo. Existen alrededor de 150 a 200 explotaciones con cerca de 400 empleados, con una facturación en primavera de 6 millones de euros, de un total de 17 millones anuales, lo que supone algo más del 5 por ciento del sector agrario en la Región.

El objetivo de la campaña es «recordar la gran variedad de flores que se cultivan y comercializan en la Región y animar a los ciudadanos a visitar los cementerios antes y después de los días tradicionales de Todos los Santos y los Fieles Difuntos, el 1 y 2 de noviembre, promoviendo el consumo de flor cortada y ornamental y contribuyendo a evitar aglomeraciones en los días señalados», indicó Víctor Martínez. Con este fin se ha dispuesto una campaña en radio, televisión, redes sociales y cartelería.

El secretario general de Agricultura recordó que la tendencia al alza de la producción de flor cortada de los últimos años en la Región «se ha visto truncada debido a la pandemia y a las restricciones y la crisis económica que de ella se han derivado. El período de confinamiento coincidió con las fechas en las que, dependiendo de la explotación, se comercializa entre el 50 y el 80 por ciento de la producción anual, por lo que el sector ha sufrido una dramática caída total del consumo nacional e internacional».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook