03 de octubre de 2020
03.10.2020
La Opinión de Murcia
Especial
eWoman Murcia
Vicepresidenta y Consejera de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social

Isabel Franco: «Distinguir a empresas de la Región por aplicar planes de igualdad es para mí un orgullo como mujer y murciana»

La consejera de Mujer e Igualdad, que ve en la «falta de oportunidades para las mujeres dentro de la empresa» un signo de la «falta de progreso», ha puesto en marcha iniciativas como la ley de Servicios Sociales y el Observatorio de la Igualdad

03.10.2020 | 04:00
Isabel Franco, en una videoconferencia junto a la Directora General de Mujer, antes de aplicarse las medidas covid en la Región.

En los que «aplicamos el principio de igualdad de trato y oportunidades entre hombres y mujeres a las políticas públicas»

Después de más de un año al frente de la Consejería de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social, ¿qué objetivos destaca como cumplidos? ¿Cuáles son los principales retos que aún quedan por lograr?
El margen de maniobra de la Consejería con todas las situaciones vividas desde que empezamos la Legislatura, véase la DANA, un estado de alarma, la situación todavía existente de la covid-19, no han permitido mucho margen de maniobra en este sentido. Aun así, son muchos los avances que hemos ido obteniendo y por los que hemos de estar orgullosos.

Destacaría, sin duda alguna, la aprobación por consejo de gobierno del Anteproyecto de Ley de Servicios Sociales, que dentro de poco pasará a debate en la Asamblea Regional para terminar de ser una realidad.

La finalidad de la misma es tratar de consolidar al sistema público de servicios sociales como cuarto pilar del Estado de Bienestar, para que nadie pueda quedarse sin las ayudas necesarias para salir adelante. Potenciar y fomentar los servicios sociales puesto que son, al final, los más cercanos a los ciudadanos.

Gracias a esta Ley, que lleva tras de sí un largo proceso de participación social, se reconocerán como derechos subjetivos determinadas prestaciones, pudiendo ser incluso reclamadas en los tribunales o por vía administrativa.

El Observatorio LGTBI y el Observatorio de la Igualdad son también dos retos que están a punto de ver la luz y que considero un avance significativo para la sociedad en la que vivimos. Este último nace con vocación de servicio de información, para diagnosticar la situación de la mujer y establecer prioridades en las políticas de igualdad que se impulsen a partir de ahora con fondos públicos.

Su finalidad principal será recabar, analizar y difundir información periódica y sistemática sobre la evolución de los indicadores de igualdad entre mujeres y hombres en la Región de Murcia, que sirvan de base para la propuesta de nuevas políticas dirigidas a mejorar la situación y realidad social de la mujer en los distintos ámbitos.

Hace un año le dijo a esta Redacción que una de sus prioridades al frente de la Consejería era «convertir la igualdad en una política transversal para todas las áreas del Gobierno regional». ¿Cómo ha trabajado para lograrlo?
Pues precisamente con estos retos que hemos conseguido, la ley de Servicios Sociales y el Observatorio de la Igualdad. Ambos son un claro ejemplo de esta política transversal. Con ellos aplicamos el principio de igualdad de trato y oportunidades entre hombres y mujeres a las políticas públicas, garantizando la participación de todos en los recursos de igualdad, gracias por ejemplo, a la inclusión de las víctimas de la violencia de género en la Ley de Servicios Sociales. Debemos de comprender que la igualdad no es un mero fin que alcanzar para las mujeres, sino que es un derecho que debe ser reconocido por toda la sociedad y, por supuesto, por todas las administraciones.

¿Qué trabas se encuentran las mujeres para progresar en sus profesiones y alcanzar puestos de mayor responsabilidad?
En muchas ocasiones las barreras que impiden a la mujer alcanzar puestos de liderazgo son innatas y precisamente por eso se hace más complicado luchar contra ellas. Decisiones como optar por trabajos que les quiten todo el tiempo para crianza de una familia. Esa lucha constante entre su vida y su carrera. Esto, unido a la cultura que favorece a que los hombres alcancen ciertos puestos de trabajo, hace cada vez más complicado ese progreso necesario para nosotras y para toda la sociedad.

La falta de oportunidades para las mujeres dentro de la empresa es también signo claro de esa falta de progreso. Entre todos hemos de trabajar para romper la idea de que una mujer no puede llegar a un puesto porque descuidará su entorno familiar y su vida personal. Y para ello hay que empezar por una misma.

De hecho, en la Región hay pocas mujeres en cargos directivos, ¿qué pasos tendrían que dar los gobiernos y la sociedad para lograr la igualdad entre hombres y mujeres en este aspecto?

La crisis sanitaria que hemos vivido convierte este punto en algo aún mucho más relevante. Gobiernos y sociedad sabemos de sobra que las mujeres tenemos la misma capacidad de liderazgo que los hombres. Sin embargo este liderazgo es mayoritariamente invisible. El desarrollo de la carrera de una mujer ligado a la maternidad termina impactando en su proyección. A día de hoy, cualquier medida que contribuya a la inclusión, a la diversidad y a la igualdad es válida en la cultura corporativa.

Otro de los principales problemas que se encuentran las mujeres trabajadoras es el de la brecha salarial. ¿Qué iniciativas lleva a cabo la Consejería para que se garantice que mujeres y hombres cobrarán lo mismo por el mismo trabajo?
Luchar contra la brecha salarial de género es otra de nuestras prioridades y trabajamos en ello junto a la Consejería de Empresa y las empresas de la Región. Sin ir más lejos, la semana pasada reconocimos con el Distintivo de Igualdad de Empresas de la Región de Murcia a aquellas que han trabajado y luchado por la Igualdad. Pero, además, se ha preparado una convocatoria de subvenciones para empresas con menos de 50 trabajadores, con el fin de que apliquen medidas que incentiven la igualdad entre sus trabajadores.

¿En qué consiste ese Distintivo de Igualdad de las Empresas?
Se trata de un Distintivo de especial relevancia que se convocará anualmente para distinguir a empresas de la Región por aplicar planes de igualdad, una iniciativa que es para mí un verdadero orgullo como mujer y como murciana. En esta ocasión se ha otorgado a 9 de un total de 36 empresas, pero confiamos en que todas vayan adaptando sus políticas de empresa a la promoción de la igualdad de oportunidades. Este distintivo tiene una vigencia de tres años y podrá ir renovándose.

Por último, en estos premios se valora la valentía y el talento de las murcianas emprendedoras. ¿Cómo valora el trabajo de estas mujeres?
Lo valoro con orgullo y honor como murciana y como consejera de Políticas de Igualdad. Este acto es el reflejo del éxito de mujeres que han destacado por la superación personal, su trayectoria profesional y liderazgo. Mujeres que son influyentes en el mundo de las redes sociales y, como consecuencia, en el ámbito empresarial murciano. Mujeres a las que hay mucho que agradecer pues se convierten en motivación para muchas otras que quieren crear su empresa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook