19 de septiembre de 2020
19.09.2020
La Opinión de Murcia
Educación

Un solo positivo en el aula no mandará a casa a los alumnos de Primaria, Secundaria y Bachiller

Salud Pública no decretará aislamiento a los estudiantes mayores de seis años si han mantenido la distancia de seguridad con la persona contagiada y si se han puesto la mascarilla de forma correcta

18.09.2020 | 20:43
Alumnos del instituto Floridablanca de Murcia, esta semana en clase.

El departamento de Salud Pública de la Región de Murcia no decretará la cuarentena a los alumnos de las etapas de Primaria, Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional si el alumnado y los docentes del aula donde se ha detectado un positivo han cumplido con las medidas sanitarias de prevención contra la covid-19. El protocolo de actuación ante la aparición de casos de coronavirus en los centros educativos de la comunidad establece que se considerará contacto estrecho a cualquier alumno que haya compartido espacio con el caso confirmado a una distancia inferior a dos metros alrededor de la persona contagiada durante más de 15 minutos, salvo que se pueda asegurar que se ha hecho un uso adecuado de la mascarilla.

El empleo correcto de la mascarilla por parte de los alumnos que han estado cerca del positivo deberá determinarlo el profesor o tutor del aula, o en su caso el responsable covid del centro, que tendrá que comunicárselo a Salud Pública para que determine quién es contacto estrecho del alumnos contagiado. También deberán hacer cuarentena los convivientes de los casos confirmados, así como cualquier profesional del centro educativo que haya compartido espacio a menos de dos metros de distancia sin la utilización correcta del uso de la mascarilla.

Padres y madres, así como profesores de distintos centros, han mostrado en los últimos días sus quejas por las condiciones en las que se considerará a una persona contacto estrecho de un positivo. Solo los integrantes de los grupos de convivencia estable de un centro, es decir, los alumnos de la etapa de Infantil, serán mandados a casa si se registra un positivo en el aula.

Ante estas quejas, la Consejería de Educación responde que este protocolo de actuación se ha llevado a cabo siguiendo las instrucciones del Ministerio de Sanidad y el instituto de Salud Carlos III de Madrid, que reflejaron estas condiciones en un documento revisado y aprobado por la Comisión de Salud Pública del Consejo Interterritorial, en la que está presenta la Consejería de Salud de Murcia.

Hasta ahora, según los departamento de Salud y Educación, solo se ha decretado cuarentena a los alumnos de la misma aula donde se ha registrado un positivo en las escuelas infantiles, guarderías privadas o alumnos de Infantil de un colegio al ser considerados grupos de convivencia estables, ya que no están obligados los alumnos, por ser pequeños, al uso de la mascarilla durante su estancia en la clase. Esta cuarentena se mantendrá en 14 días para docentes y alumnos.

En caso de confirmarse que los alumnos de Primaria, Secundaria o Bachiller que no se han puesto bien la mascarilla y fueran considerados contactos estrechos de un contagiado, Salud Pública comenzará a rastrear a estas personas desde dos días antes de tener síntomas el alumno infectado hasta el momento en el que se aísla. En los casos asintomáticos confirmados por PCR, los contactos se buscarán desde 2 días antes de la fecha de diagnóstico, que se considerará como la fecha de realización de la PCR.

Para la incorporación al centro una vez finalizado el periodo indicado por el servicio de salud, los progenitores o tutores firmarán una declaración responsable del cumplimiento de la cuarentena. En el caso de mayores de edad no tutelados la podrán firmar ellos mismos, señala Educación en el protocolo.

Los brotes con transmisión no controlada podrán cerrar el centro

Salud Pública, siguiendo las recomendaciones del Ministerio de Sanidad, considera que se ha generado un brote en un aula cuando hay tres o más positivos con infección activa y hay relación epidemiológica entre ellos.

El protocolo sanitario establece qué hacer en caso de detectarse un brote en un centro escolar y pone cuatro escenarios: brote en un aula, donde se indicará cuarentena a los contactos estrechos o a toda la clase en función del riesgo si esta no es grupo estable, y aislamiento a toda la clase si es grupo 'burbuja'; brotes en varias aulas sin vínculo epidemiológico, que tendrá las mismas consecuencias para afectados y contactos; brotes en varias clases con vínculo, donde se podría suspender la actividad docente en varias líneas, ciclos o etapas educativas si existe relación entre los casos de distintas aulas y no se han mantenido las medidas de prevención e higiene y, por último, brotes en el centro con transmisión no controlada, que puede llevar al cierre del colegio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook