07 de julio de 2020
07.07.2020
La Opinión de Murcia
Medio ambiente

Un hogar para el murciélago patudo

ANSE y Ailimpo crean una reserva en la Cueva La Yesera de Santomera para proteger a una especie en peligro de extinción

07.07.2020 | 23:30
Firma de los acuerdos entre ANSE Y Ailimpo.

ANSE y Alimpo han suscrito este martes en Santomera dos acuerdos para proteger en el entorno de cultivos de limón y pomelo al murciélago patudo, que se encuentra en peligro de extinción, de igual forma el lince ibérico o el águila imperial. Estos convenios permitirán la creación de una reserva en la Cueva de la Yesera, que fue adquirida por ANSE en este municipio.

El hábitat del murciélago patudo esta muy vinculado a las masas de agua, ya que es capaz de alimentarse de peces al igual que de insectos, y caza en vuelos rasantes sobre el agua.

Las mayores amenazas para su supervivencia se deben a la pérdida de calidad de las aguas de los humedales y las molestias en sus refugios (cuevas y minas).

Se trata de una especie mediterránea, especialmente presente en la orilla norte, aunque llega al Golfo Pérsico.
En la península puede localizarse en la fachada mediterránea, desde Málaga hasta Cataluña.

La colaboración entre ANSE y Ailimpo de materializará mediante la cofinanciación por parte de Ailimpo del proyecto 'Evaluación del estado de conservación del Murciélago ratonero patudo (Myotis capaccinii) en el Sureste ibérico', desarrollado por la organización naturalista, que cuenta con el apoyo del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, a través de la Fundación Biodiversidad.

El presidente de Ailimpo, Antonio Moreno, y el director de ANSE, Pedro García, han rubricado dos convenios "orientados a establecer un marco de colaboración para la conservación de la biodiversidad en el entorno de cultivos de limón y pomelo", según informan ambas organizaciones en un comunicado.

El primero de los convenios apoya la creación de la primera reserva privada de murciélagos del Sureste ibérico, establecida por la organización ambientalista a través de la compra de la Cueva de las Yeseras, que se encuentra en Santomera.

Esta cavidad fue adquirida por la Fundación en julio de 2019 por un importe de 25.000 euros y ha sido financiada exclusivamente por aportaciones privadas a través de crowdfunding.

Además, ambas organizaciones han acordado colaborar en la conservación del murciélago patudo (Myotis capaccinii) que supone la especie más valiosa de la Cueva de las Yeseras, ya que se trata del único murciélago catalogado como especie en peligro de extinción en España.

Ambas organizaciones consideran que estas iniciativas van a suponer "un importante punto de partida para integrar la biodiversidad en la producción del limón y el pomelo, tal y como viene demandando la sociedad y los consumidores".

Además, ANSE y Ailimpo destacan que el Green Deal de la UE –Pacto Verde Europeo – establece como uno de sus ejes la preservación de la biodiversidad, siguiendo la línea del Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 15 de Naciones Unidas.

Recuerdan que el sector de limón y pomelo "es pionero en coordinar una estrategia de trabajo de futuro que integre la biodiversidad en su actividad con la colaboración de una asociación como ANSE".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook