Más de 27.000 autónomos de la Región tienen reconocido ya el derecho a cobrar la prestación extraordinaria por cese de actividad, que el Gobierno central empezó a ingresar este viernes a los trabajadores por cuenta propia que cerraron su negocio a causa del estado de alarma. La prestación tiene una cuantía del 70% de la base reguladora de su cotización, es decir, un mínimo de 661 euros en el caso de los que cotizan por la base mínima.

En la Región había unos 100.000 autónomos dados de alta cuando se desencadenó la crisis sanitaria. De ellos han solicitado la prestación por el cese de actividad algo más de 31.000 según los datos ofrecidos por la organización de autónomos UPTA. Por su parte, UPA calcula que el número de solicitantes se situará entre los 31.000 y los 35.000, teniendo en cuenta los negocios de la hostelería y el comercio que han tenido que bajar la persiana a causa del coronavirus.

Esta prestación, que conlleva la exoneración de cuotas a la Seguridad Social de forma temporal, está incluida en el decreto aprobado el pasado 17 de marzo tras la declaración del estado de alarma. El delegado del Gobierno, José Vélez, que ayer dio a conocer el número de beneficiarios en la Región, recordó que tiene acceso a esta prestación cualquier trabajador por cuenta propia inscrito en el régimen correspondiente que se vea afectado por el cierre de negocios debido a la declaración del estado de alarma o cuya facturación caiga en el mes un 75% respecto a la media mensual del semestre anterior.

«La ayuda se irá ampliando hasta el último día del mes que finalice el estado de alarma y busca proteger la falta de ingresos de los autónomos en esta situación excepcional y contribuir a la supervivencia de su negocio», explicaba José Vélez, quien mostró su satisfacción porque las medidas aplicadas por el Gobierno de España para hacer frente a la crisis del coronavirus abarcan a todos los sectores y colectivos sociales y económicos para que nadie se quede atrás.

En el caso de colectivos como los integrados en el Régimen Especial Agrario, del Mar -con unas actividades muy estacionales- o de la cultura y el espectáculo, el periodo de cálculo se adapta a las peculiaridades de esos sectores.

Hasta el 15 de abril, 1.016.670 trabajadores por cuenta propia de toda España han solicitado esta prestación extraordinaria a las mutuas colaboradoras de la Seguridad Social. Se han aprobado el 97,3% de las solicitudes tramitadas. Para solicitarla no se exige periodo mínimo de cotización, sólo es necesario estar en alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) y hallarse al corriente de pago de las cotizaciones sociales. Además, es compatible con cualquier otra prestación de la Seguridad Social que el solicitante viniera percibiendo, como por ejemplo, orfandad o viudedad, y fuera compatible con el desempeño de la actividad que desarrollaba.