07 de abril de 2020
07.04.2020
La Opinión de Murcia
Coronavirus

Luengo propone que la jornada laboral en el campo pueda ser más larga durante el estado de alarma

El consejero propone que los propietarios de las explotaciones puedan acordar con los jornaleros un incremento de las horas de trabajo más allá de las 8 horas para paliar la falta de mano de obra

07.04.2020 | 15:19
Jornaleros en el campo de Cartagena.

El consejero de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, Antonio Luengo, ha instado al Gobierno central a que establezca un marco normativo que permita flexibilizar la jornada laboral de los trabajadores del campo de la Región de Murcia durante el estado de alarma.

En una rueda de prensa ofrecida por vía telemática, Luengo ha explicado que el objetivo de esta medida es suplir la demanda de mano de obra en el sector primario, incluido entre las actividades profesionales esenciales en la situación de crisis generada por la expansión del coronavirus.

Según ha explicado Luengo, la propuesta del Gobierno regional consiste en que los propietarios de las explotaciones agrarias puedan acordar con los jornaleros un incremento de las horas de trabajo, más allá de las ocho diarias que están recogidas en la normativa laboral.

Para ello, el consejero ha planteado que las horas de más no computen en la jornada laboral anual y que siempre sean fruto de un "acuerdo mutuo" entre las dos partes, al objeto de poder garantizar el "abastecimiento de los mercados" y hacer frente a los efectos del absentismo laboral en el sector.

Esta propuesta forma parte de un amplio plan en el que trabaja el Gobierno regional para paliar la falta de mano de obra en el campo, un problema que agricultores y ganaderos le han trasladado este martes al presidente de la Comunidad Autónoma, Fernando López Miras, en una videoconferencia.

El titular de Agricultura ha indicado que este plan canalizará las ofertas de trabajo a través de las oficinas locales, comarcales y regionales de empleo, de manera que se pueda "equilibrar" la demanda y la oferta y dar respuesta así a las necesidades del sector y de la población.

Luengo ha explicado que uno de los "sectores críticos" en estos momentos es el de la flor cortada y la planta de maceta, cuyas pérdidas ascienden a 23 millones de euros, así como el del caprino. Para ambos ha reclamado "ayuda inminente" por parte del Ejecutivo de la Nación.

Respecto a la propuesta de trasladar a trabajadores de otras comunidades y países al campo murciano en caso de que fuera necesario, el consejero ha aclarado que se trata de una medida que tendría que ser coordinada por los ministerios de Sanidad, Agricultura y Empleo y aplicada siempre bajo criterios estrictos de seguridad.

Luengo ha señalado que tanto él como López Miras se han puesto a disposición de los agricultores para canalizar sus propuestas, y han reconocido la labor del sector, del que, ha dicho el consejero, se siente " muy orgulloso".

EPI PARA LOS TRABAJADORES DEL CAMPO

Preguntado sobre la demanda de Equipos de Protección Individual (EPI) para quienes trabajan en las explotaciones, el consejero ha explicado que, según le han trasladado desde la Administración central, "todas las necesidades" de este tipo se harán "a nivel nacional" por las organizaciones agrarias.

Luengo ha indicado que, no obstante, muchos de estos trabajadores ya contaban con esos equipos por ser parte del material que diariamente necesitan para llevar a cabo su labor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook