21 de marzo de 2020
21.03.2020
La Opinión de Murcia
Coronavirus

Encargan a una veintena de MIR el seguimiento de los pacientes leves

La Consejería de Salud no descarta llamar también a médicos jubilados y facultativos sin especialidad para reforzar las plantillas en próximos días

21.03.2020 | 04:00

El Servicio Murciano de Salud (SMS) ha creado un equipo formado por una veintena de MIR (médicos internos residentes) que se está encargando de hacer seguimiento telefónico a los pacientes leves con coronavirus y que se encuentran en aislamiento domiciliario.

Responsables de Salud explican a LA OPINIÓN que a estas tareas se han incorporado médicos residentes, ya que «son trabajadores del sistema». Este equipo se ha dividido en cuatro grupos de cinco médicos residentes cada uno de ellos, con un total de 20, y así se reparten el control que se está llevando a cabo sobre los contagiados más leves. No obstante, desde Recursos Humanos no descartan que más adelante, a medida que avance la epidemia y aumenten los contagios, se llame a médicos jubilados que se han puesto a disposición de la Consejería de Salud a través del Colegio de Médicos de la Región de Murcia.

Ahora se ha comenzado con los residentes y «después se haría un listado de médicos jubilados, médiso sin especialidad y estudiantes de Medicina, en ese orden».

El propio ministro de Sanidad, Salvador Illa, anunciaba este jueves que una de las iniciativas emprendidas para a reforzar el sistema público de salud para combatir y tratar de contener cuanto antes el Covid-19 es la ampliación del equipo humano sanitario en más de 50.000 profesionales que ya están disponibles para su incorporación a los equipos de asistencia.

Se trata de un colectivo integrado por 7.633 médicos residentes R4 y R5 (de último año de formación) de todas las especialidades que verán prorrogado su contrato para continuar desarrollando su labor en los servicios de salud. A ellos se suman casi 11.000 profesionales médicos y de enfermería que realizaron pruebas selectivas especializadas y que, habiendo superado la puntuación, no recibieron la adjudicación de una plaza.

Además, 14.000 médicos y enfermeros jubilados en los dos últimos años podrán incorporarse en función de las necesidades asistenciales. En este caso, las comunidades autónomas y los servicios de salud tienen en sus bases de datos las personas que se encuentran en esta situación. Por último, están disponibles para prestar tareas de apoyo sanitario también un total de 10.200 estudiantes de Enfermería y 7.000 estudiantes de Medicina de último curso.

Censo de profesionales

El Colegio de Médicos de la Región ha hecho un llamamiento a todos sus colegiados jubilados, así como a los residentes, a quienes les da la opción de inscribirse de forma voluntaria en un registro que le han facilitado al SMS y que actualizan a diario para llevar a cabo labores de apoyo ante la pandemia del coronavirus. Los interesados en inscribirse deben cumplir una serie de requisitos como tener el título de médico, haber superado el examen MIR en los últimos cinco años y no haber obtenido plaza (en el caso de los facultativos más jóvenes) y tener su domicilio habitual en la Región de Murcia.

El presidente del Colegio de Médicos, Francisco Miralles, explica que desde la organización colegial recaban los datos y los envían al SMS y «ya son ellos los que se encargan de ponerse en contacto con los voluntarios en el caso de que se vean precisados». Además, indica que hasta el momento son un 70 facultativos jubilados los que se han inscrito en este censo voluntario para echar una mano si llega el momento de que los profesionales en plantilla no pueden atender la demanda asistencial.

Miralles considera que la gestión de la alerta sanitaria que está llevando a cabo el Gobierno de Murcia «es buena» y «están trabajando bien pese a los problemas de abastecimiento de material de protección que existen». Aunque a nivel nacional asegura que «el Gobierno está actuando tarde» y cree que «las medidas se deberían haber tomado antes». No obstante, afirma que «ya habrá tiempo para las críticas, ahora lo que nos toca es ayudar y arrimar el hombro».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook