05 de marzo de 2020
05.03.2020
Infraestructuras

La Comunidad pedirá una nueva autovía interior entre la Región y Andalucía

Esta vía discurriría en paralelo a la A-7 y supondría la construcción de 181 kilómetros de red viaria

05.03.2020 | 15:05
Plano de la autovía que pide el Gobierno regional.

El Consejo de Gobierno ha solicitado fondos al Estado y a la Unión Europea para la construcción de una nueva autovía, que discurriría en paralelo a la A-7 por el interior, conectando la Región con Andalucía, lo que supondría la construcción de 181 nuevos kilómetros de red viaria con una inversión de 632 millones de euros.

La portavoz del Ejecutivo, Ana Martínez Vidal, ha anunciado esta medida en la rueda de prensa posterior a la reunión, que se ha celebrado en Caravaca de la Cruz en apoyo a la candidatura de la fiesta de los Caballos del Vino como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, una decisión que tomará la Unesco el próximo mes de noviembre.

Este nuevo corredor interior, ha explicado, recuperaría la conexión histórica entre Murcia y Andalucía mejorando la cohesión territorial y ayudando a frenar la despoblación del entorno rural, especialmente de áreas como la comarca del Noroeste.

La nueva vía conectaría con el tramo ya construido de la A-33 a la altura de Jumilla y se sustentaría en las vías regionales RM-730 y RM-714, que deberían ser desdobladas, así como en otros tramos de nueva construcción, y conectaría con Calasparra, Caravaca de la Cruz, Puebla de Don Fabrique y Cúllar, en el noreste de Granada.

Según fuentes de la consejería de Fomento e Infraestructuras, la nueva vía permitiría descongestionar la A-7 sacando unos 6.000 vehículos diarios de la misma, al tiempo que soportaría el paso de unos 20.000 vehículos diarios. De sus 181 kilómetros, 116 discurrirán por la Región de Murcia y los 65 restantes, por Andalucía.

Por otra parte, el Consejo de Gobierno ha solicitado al Estado que incluya en los Presupuestos Generales del Estado la declaración como "acontecimiento de interés público excepcional" el Camino de la Vera Cruz con el objetivo de conceder incentivos fiscales durante tres años a las empresas interesadas en invertir en ese proyecto.

En concreto, se plantean desgravaciones de hasta un 90 por ciento a los proyectos relacionados con el Camino con el objetivo de favorecer la dinamización económica de la zona.

En cuanto a otros temas relacionados con el municipio y abordados en la reunión de hoy, el alcalde de Caravaca, José Francisco Fernández, ha resaltado la futura ampliación del centro de salud, el más antiguo de la región, que supondrá una inversión global de 5 millones de euros y que está en fase de licitación, con un presupuesto este año de 600.000 euros.

También hay prevista una inversión de 3 millones de euros para mejorar las instalaciones de las consultas externas y de la unidad de cuidados intensivos del hospital de Caravaca, que este año está dotado con una partida de 400.000 euros.

Por último, se están estudiando terrenos municipales para la posible ubicación de un nuevo parque de bomberos en el municipio.

En otro orden de cosas, el Consejo de Gobierno ha aprobado un convenio tipo para articular la colaboración de la administración regional y los ayuntamientos en la lucha contra la economía irregular y la erradicación del fraude. Así, una vez aprobada este convenio tipo, la comunidad suscribirá convenios con los diferentes municipios para reforzar las acciones en ese sentido.

En materia de atención social, se ha suscrito un convenio con el ayuntamiento de Totana para la prestación del servicio de dependencia, atención personal y servicios domésticos a 77 mayores, lo que supondrá una inversión de 735.000 euros para los próximos dos años.

El Servicio Murciano de Salud (SMS) destinará 2,5 millones de euros para la compra de material para realizar pruebas hematológicas en los centros sanitarios, y 1,4 millones más para equipos y materiales para tratar heridas de difícil cicatrización, a los que se suman otros 450.000 euros para servicios postales y de paquetería no urgente.

Por último, y entre otros asuntos, se ha dado luz verde a un protocolo de salud para empleados públicos que realizan tareas de conducción con el fin de prevenir riesgos y accidentes laborales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook