03 de enero de 2020
03.01.2020
Tráfico

El 2019 deja casi un 25% menos de fallecidos en la carretera que el año anterior en la Región

El 31,25 por ciento de ellos no llevaban puesto el cinturón de seguridad y el 50% dio positivo en alcohol o drogas

03.01.2020 | 13:51
Uno de los casos más graves ocurridos durante el pasado año.

Las carreteras de la Región de Murcia se cobraron el año pasado 34 víctimas mortales, once menos que el año anterior, lo que supone un descenso del 24,44 por ciento, según destacaron en rueda de prensa balance 2019 en accidentalidad el delegado del Gobierno en Murcia, Francisco Jiménez; la directora de Tráfico, Virginia Jerez, y el comandante del subsector de Tráfico de la Guardia Civil, José Angel Jurado.

Este descenso no es histórico en cuanto a mortandad por cuanto en 2015 hubo solo 26 fallecidos, pero sí supone una tendencia de disminución después de otras anualidades especialmente dramáticas como el año 2004 en el que llegaron a registrarse hasta 136 muertes en las carreteras murcianas.

Además se registraron 90 heridos graves en 2019 frente a los 114 que lo hicieron en 2018, lo que supone un descenso del 21 por ciento.

En cuanto a los usuarios vulnerables en materia de tráfico, es decir, peatones, motoristas y ciclistas, se produjeron 18 fallecidos en las carreteras existentes en el territorio murciano, lo que supone el 53 por ciento del total de fallecidos ese año. Del total, diez fueron motoristas (uno menos que en 2018), cuatro peatones (3 menos), un ciclista (igual que en 2018) y tres conductores de ciclomotor (uno menos).

El 31,25 por ciento de los fallecidos en la Región de Murcia no llevaban puesto el cinturón de seguridad frente al porcentaje del veinte por ciento a nivel nacional. De los 16 fallecidos en las carreteras que tenían que llevarlo puesto 5 no lo llevaban.

En cuanto al casco, trece fallecidos deberían de haberlo llevado puesto cuando se produjo el accidente que acabó con sus vidas, pero 4 no lo llevaban casco y uno lo llevaba sin atar.

De los 28 fallecidos a los que se les ha hecho un análisis de sangre post mortem, catorce habían consumido alcohol o drogas (50 por ciento).

De las 251.170 pruebas de alcoholemia practicadas durante todo el año pasado en los controles de carreteras de la Región de Murcia por parte del subsector de Tráfico y las policías locales, 3.343 dieron positivo (1,33%) y de las 3.313 pruebas de drogas, 1.391 dieron positivo (42 por ciento).

También ha informado que la accidentalidad descendió sobre todo durante la semana con un 27,27% (23 a 18), y disminuyendo en fin de semana el 21,73% (22 a 16). Merece destacar que el mayor descenso de fallecidos se produjo en horario nocturno, con un 57,14% (17 a 22), pues en el horario diurno ha aumentado un 29% (28 a 12).

En lo que respecta al tipo de vehículo, han descendido los accidentes en camión un 50% (2 a 1), en turismos un 45% (20 a 11), y en motocicleta un 9% (11 a 10). Sin embargo aumentaron un 100% de los fallecidos en furgoneta (2 a 4) y un 50% en ciclomotor (2 a 3).

Por su parte, el 30% de los fallecidos lo fueron en vías convencionales, mientras que el 13,33% perdieron la vida en autovía o autopista. En cuanto a las edades, disminuyeron las víctimas mortales de 31 a 50 años (24 a 13) y mayores de 61 (12 a 4). Sin embargo, aumenta el número de muertes hasta los 30 años (6 a 11), y también en la franja de edad de 51 a 60 años (2 a 6).

Virginia Jerez ha señalado que se han podido determinar que en 19 casos el accidente se produjo por salida de la vía (57,57%), en 8 situaciones lo fue por colisión (24,24%), en 2 casos hubo colisión y atropello (6,06%), en otros 3 se produjo atropello (9,09%), y en un solo caso se produjo una colisión frontal (3,03%).

En cuanto a las causas de los accidentes las más frecuentes se produjeron por distracción con un total de 16 casos, de los que 12 lo fueron por distracción, 3 por distracción debido a cansancio o sueño y 1 caso por distracción al no respetar la prioridad. La segunda causa que mayores muertes provoca es la velocidad inadecuada que se produjo en 9 casos (27,27%), siendo muy inferiores los casos provocados por no respetar la prioridad de paso (2), maniobras incorrectas (1), invasión de sentido contrario (1), irrupción del peatón (1), o no mantener los intervalos de seguridad (1).

En lo que respecta a la accidentalidad en las vías urbanas, el delegado del Gobierno ha informado que 2019 acabó con 11 personas fallecidas, dos menos que en 2018, produciéndose un descenso del 15,3%. Estas disminuyeron un 20% los fines de semana (de 5 a 4) mientras que el 63,6% murieron en accidentes de día de semana, en un 81,8% en horario diurno.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook