09 de diciembre de 2019
09.12.2019
La Opinión de Murcia
Tradiciones

La orfebrería, el oficio estrella del Reino de Murcia

La obra de Rivas Carmona y Nicolás Martínez fue presentada hace unos días en la Facultad de Letras

08.12.2019 | 20:34

Las nuevas herramientas, técnicas y metodologías han desplazado a la orfebrería, uno de los oficios más importantes y destacados en los siglos XVI, XVII y, sobre todo, el siglo de oro, el XVIII, hasta prácticamente el olvido. El festejo por San Eloy pretende rememorar al antiguo gremio de los plateros, joyeros y herreros, cuyo día grande se correspondía este año con el 28 de noviembre.

La Universidad de Murcia rindió hace unos días homenaje a la platería y orfebrería con la fiesta de San Eloy, el patrón de los plateros. Gracias a Jesús Rivas Carmona, catedrático de la Universidad de Murcia y quien se encargó de organizar los eventos, esta edición contó de nuevo con la procesión de los estudiantes de la UMU, una práctica que se remonta la Edad Media en la que se recogen ofrendas por las joyerías de las céntricas calles de la ciudad junto a una banda de música, como en los siglos pasados. De igual modo, se incluye la decimoquinta edición del curso de orfebrería que oferta la Universidad de Murcia para mostrar las labores orfebres.

Gremios de plateros

Ignacio José García Zapata, en su tesis doctoral 'La orfebrería en el antiguo Reino de Murcia. Diócesis de Cartagena' hace un análisis íntegro de lo que este oficio ha sido en antaño. Sus casi 600 páginas describen tanto el Gremio de Plateros de Murcia como las propias obras realizadas desde el siglo XVI hasta el siglo XIX. Según García Zapata, «el arte de la platería en Murcia es deudor de otros obradores, que siempre estuvieron muy presentes en el reino, como la obra valenciana, madrileña, toledana y cordobesa».

En platería, destacan las familias Mariscotti, los Grao, y otros maestros tan relevantes como Antonio Gozalbo y Carlo Zaradatti, éste procedente de Italia, que hizo los mejores trabajos conocidos. Entre 1590 y 1640 también hubo un tiempo de esplendor para la platería, liderado por Miguel de Vera, Alonso Cordero, Miguel de Enciso y, sobre todo, Juan Bautista de Herrera, platero cordobés que se instaló en la ciudad de Murcia.

El doctor explica que las piezas artísticas de la platería más importantes del Reino de Murcia eran custodiadas, principalmente, en la Catedral de Santa María, en la que un platero se dedicaba exclusivamente a su mantenimiento y custodia. «Este espacio recibió las piezas más destacadas, ricas y significativas, en su mayoría vinculadas a Valencia y Toledo».

Comercio

En la actualidad, no hay una verdadera dedicación a la platería, aunque puede realizarse alguna obra puntual, como la última corona de la Virgen de la Fuensanta. El campo de la joyería orfebre es importante en relación a lo comercial, aunque también debe destacarse lo que se hace en el diseño de joyas. Un gran ejemplo es La Orfebrería Joyeros Artesanos, una joven empresa nacida en 2014 y ubicada en pleno centro de Murcia que se dedica a producir y restaurar joyas de manera profesional con las técnicas tradicionales de los gremios de antaño.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook