13 de septiembre de 2019
13.09.2019
Consecuencias de las lluvias

Gota fría en Murcia: Las inundaciones en centros de salud obligan a trasladar pacientes

El agua ocasiona daños en Abanilla, Molina, Ojós, Ricote y Fortuna

12.09.2019 | 21:08
Médicos y trabajadores del centro de salud de Abanilla recogen agua con fregonas y cubos.

Las fuertes lluvias que descargó ayer la DANA en la Región ocasionaron problemas en varios centros de salud de la Comunidad, instalaciones que sufrieron inundaciones y goteras que obligaron a reorganizar la atención asistencial a los pacientes de las zonas afectadas. Molina de Segura fue uno de los municipios más afectados por la gota fría, aunque también hubo incidencias en centros sanitarios de Abanilla, Ojós, Ricote, Fortuna y La Alcayna.

Desde la Consejería de Salud de la Comunidad Autónoma informan de que ante el aviso de nivel rojo por fuertes lluvias declarado por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), el Servicio Murciano de Salud (SMS) ha reforzado el personal del Centro Coordinador de Urgencias y todo su personal sanitario se encuentra en alerta desde el miércoles para actuar ante cualquier contingencia que se pueda presentar por esta situación.

Además, ante la posible ausencia y retraso de algún profesional, se ha dado instrucción a los coordinadores de cada centro para que procedan a organizar las consultas en aquellos puntos que puedan verse afectados por las lluvias. Las mismas fuentes recuerdan que desde Salud también se ha reprogramado los desplazamientos para sesiones de fisioterapia y rehabilitación no urgentes para evitar riesgos innecesarios para los pacientes.

Entre las incidencias registradas durante el día de ayer en las instalaciones sanitarias de la Región destacan las ocurridas en el centro de salud de Abanilla, que sufrió una importante inundación que obligó a médicos, enfermeros y demás personal a coger las fregonas y los cubos que encontraron para recoger y achicar agua. Esta inundación les obligó a seguir trabajando y atendiendo a pacientes en la zona de urgencias.

También el Centro de Salud Mental de Molina de Segura quedó ayer inundado por las fuertes precipitaciones, por lo que se tuvieron que suspender las consultas. En Ojós y Ricote, se cerró el centro de salud, por lo que la población fue derivada hasta el centro de la población de Archena y en el caso de que sea necesario serán desplazados mediante ambulancia. Algo más leve fue la situación en Fortuna y La Alcayna, donde las instalaciones sanitarias sólo presentaron algunas goteras, sin más incidencias.

Sin embargo, los hospitales Reina Sofía, Morales Meseguer y Hospital de Molina no sufieron ningún daño y únicamente se registró alguna gotera aislada en la Arrixaca.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook