14 de agosto de 2019
14.08.2019
Infraestructuras

Renfe suprime hoy un tren a Madrid y otro de vuelta

La huelga convocada por la CGT reduce al 50% los servicios de Cercanías, aunque en horas punta circulará el 75%

14.08.2019 | 04:00
Un tren Altaria en la estación de Cartagena.

Renfe ha cancelado hoy dos de los ocho trenes Altaria que circulan diariamente entre Murcia y Madrid, uno en cada sentido, a consecuencia de la huelga convocada por la CGT. Fuentes de la compañía han informado de que durante la jornada se mantendrán los seis trenes entre la Región y Barcelona.

En el caso de las líneas de Cercanías, los servicios mínimos cubren el 50% de los trenes, porcentaje que se eleva hasta el 75% en las horas punta.

En toda España la jornada de huelga ha provocado la cancelación de unos 325 trenes, entre AVE y Larga Distancia, Media Distancia y Mercancías, según se desprende de la resolución de servicios mínimos fijado por el Ministerio de Fomento.

Los paros coinciden con el inicio del puente de agosto, en vísperas de la Asunción, que es fiesta en la mayoría de comunidades de España y una de las jornadas en las que se espera mayor movilidad en las vacaciones de verano de los españoles.

Se trata del segundo de los cuatro días de paro parciales a los que CGT llama a los trabajadores de Renfe, tras el realizado el pasado 31 de julio, y supondrá una parada de cuatro horas, entre las 12.00 y las 16.00 horas y entre las 20.00 y las 24.00 horas. Las dos próximas jornadas de paros están previstas para el 31 de agosto y el 1 de septiembre. En total, durante los cuatro días de paros serán cancelados 1.152 trenes.

En su resolución, el Ministerio de Fomento atribuye los porcentajes de servicios esenciales al hecho de que los paros se convocan en un día de "excepcional movimiento de viajeros". "Coinciden la movilidad propia de días laborales con la operación salida y retorno vacacional, y con el inicio del puente del 15 de agosto, afectando, por tanto, a todos los tipos de trenes", argumenta Fomento.

"De no determinarse servicios mínimos, el ejercicio del derecho a la huelga originaría un daño superior e innecesario para los ciudadanos", concluye el Ministerio, que alerta del colapso de las carreteras de acceso a las grandes capitales en caso de restringir el servicio de Cercanías o el perjuicio que se causaría al "excepcional" número de viajeros que ha reservado "con gran antelación" billetes para estas fechas.

A pesar de ello, CGT estimó, de cara a los paros del 31 de julio, que los servicios mínimos decretados eran "desmedidos" y que generaban un "enorme desequilibrio entre el derecho fundamental de huelga y el derecho a la movilidad".

Con su convocatoria de huelga, que sucede a la que CC OO llevó a cabo en la operadora el pasado 15 de julio, el sindicato reclama un aumento de la plantilla de Renfe.

Además, denuncia "la imposibilidad" de cumplir el "espíritu" de la reducción de la jornada laboral semanal a 37,5 horas ante la decisión de la empresa de aplicarla diariamente, con una disminución de 17 minutos del tiempo de trabajo, en vez de forma acumulada, sumando días libres.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook