03 de agosto de 2019
03.08.2019
Industria

La Croem reclama un plan industrial para reorientar la economía regional

La patronal recoge en su Boletín de Coyuntura las reivindicaciones del CES y apuesta por desarrollar el sector que mejor soporta los efectos de las crisis

02.08.2019 | 22:12
Interior del fuselaje de un avión en la factoría de M. Torres.

La industria ha alcanzado un crecimiento del 7,5% hasta mayo.

La patronal murciana reclama al nuevo Gobierno un plan industrial que permita reorientar el desarrollo económico de la Región para sortear las épocas de vacas flacas. En el último Boletín de Coyuntura Económica, difundido este viernes, la Croem se suma a las reivindicaciones planteadas por el Consejo Económico y Social (CES) y recuerda que «son los modelos económicos basados en la actividad manufacturera los que han mostrado mayor resiliencia a los riesgos durante las épocas de crisis, favoreciendo de este modo un crecimiento más sostenido y perdurable».

La organización empresarial apunta que el plan debe ser consensuado y «dotado con los recursos financieros necesarios para que sea eficaz». Aunque el informe de la Croem resalta que la Región ha registrado en el primer trimestre del año «la menor tasa de paro desde el año 2008», la patronal advierte de que la economía murciana «resulta muy sensible a factores externos al mismo, ya sean de carácter regional, nacional o internacional. Estas alteraciones tienen efectos importantes sobre la actividad empresarial y el mercado laboral, y repercuten negativamente sobre los deseables valores de estabilidad».

De acuerdo con los datos recogidos en el Boletín de Coyuntura, la producción industrial de la Región «registró un aumento del 7,5% de media en los cinco primeros meses del año, frente a un limitado 0,4% de la media nacional», por lo que es uno de los sectores que ofrece en estos momentos las mejores expectativas de futuro. No obstante, el comportamiento resulta muy desigual entre los distintos subsectores industriales.

Los que ofrecen mejores resultados son metalurgia, fabricación de productos de hierro, acero y ferroaleaciones (17,4%), industria química y farmacéutica (17%),captación, depuración y distribución de agua (16,3%), fabricación de productos de caucho y plásticos (14,2%), artes gráficas y reproducción de soportes grabados (13,4%).

Por el contrario, retroceden confección (22,2%), fabricación de bebidas (11%), fabricación de maquinaria y equipo (7,9%), reparación e instalación de maquinaria y equipo (5,9%) y cuero y calzado (1,6%).

Los empresarios apuntan que la elaboración del plan industrial que demandan «podría ser una avanzadilla hacia un proyecto más ambicioso, que debería pasar por la elaboración, a lo largo de 2020, de una nueva Planificación Estratégica de Desarrollo que aborde el periodo 2021-2027».

Respecto a la evolución del crecimiento, la Croem señala que, pese a los augurios de desaceleración, «la economía gana tracción gracias al empuje de la actividad terciaria», aunque tiene presente los perjuicios que causarían «las políticas proteccionistas» de EE UU y «un Brexit duro, que afectaría al sector agroalimentario y al turístico».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook