21 de julio de 2019
21.07.2019
Datos

La Unidad de Insuficiencia Cardíaca de la Arrixaca ha realizado 165 trasplantes desde 1999

Recientemente ha realizado el 1º retrasplante cardíaco en la Región a un joven de 26 años y está a la espera de realizar un segundo

21.07.2019 | 12:12

La Unidad de Insuficiencia Cardíaca del Hospital Virgen de la Arrixaca, de referencia regional para la atención de pacientes con insuficiencia avanzada o grave, celebra el próximo mes de agosto su vigésimo aniversario.

Desde el primer trasplante cardíaco, en agosto de 1999, la Unidad ha realizado 165 trasplantes cardíacos y realizado seguimiento a más de 1.000 pacientes. Además, ha prestado atención multidisciplinar a pacientes hospitalizados con insuficiencia cardíaca, con más de 2.000 enfermos en seguimiento; y ha incorporado nuevos tratamientos con dispositivos, como asistencias circulatorias y marcapasos biventriculares.

Desde 2008 se amplió la atención con un programa multidisciplinar que incluye un hospital de día y telemedicina para todos los pacientes hospitalizados por esta enfermedad, con el objetivo de prevenir reingresos y mejorar su pronóstico. En los últimos años se sumaron las asistencias circulatorias definitivas y el tratamiento especializado de la hipertensión pulmonar.

La actual responsable de la Unidad de Insuficiencia Cardíaca de la Arrixaca, la doctora Iris Garrido, recuerda, así, en una entrevista a la agencia Europa Press, que el trasplante cardíaco se inició de manos del doctor Domingo Pascual, actual jefe Servicio de Cardiología del Hospital Virgen de la Arrixaca, y del doctor Ramón Arcas (ex jefe de servicio del servicio de Cirugía Cardíaca), recibiendo un nuevo impulso con el doctor Sergio Canovas que tomó el relevo quirúrgico.

"Siempre es bueno recordar que este tipo de tratamientos son resultado del esfuerzo de muchos, se podría decir que de todo el hospital, y en particular la labor de la Coordinación de Trasplantes, UCI y Anestesia resultan fundamentales para que los resultados sean favorables".

Además, explica que la supervivencia del trasplante cardiaco en la Región es, ahora mismo, similar a la del resto de España, con una tasa de mortalidad del 20 por ciento en el primer año y del 50 por ciento a los diez años.

PRIMER RETRASPLANTE CARDÍACO

El primer retrasplante de corazón que realizó esta Unidad tuvo lugar el pasado mes de abril en el Hospital Virgen de la Arrixaca. Se trata de un joven murciano de 26 años, que fue operado a los 12 años por primera vez como consecuencia de un virus (miocarditis fulminante, una afectación brusca del corazón por un virus), y ha tenido que volver a pasar por el quirófano por un rechazo crónico al primer corazón trasplantado.

"El corazón se fibrosa", es decir que "empieza a fallar a partir de los 15-20 años en algunos pacientes, por lo que el corazón vuelva a desarrollar insuficiencia cardíaca y estos pacientes tienen que pasar por un nuevo retrasplante", ha explicado la doctora, que señala que la tasa de retrasplante es baja, "son casos excepcionales, limitado a niños, adolescentes y adultos jóvenes".

Y es que, ha acentuado Garrido en declaraciones a Europa Press, si habitualmente el trasplante cardíaco está reducido a un grupo de pacientes menor de 70 años, con una buena calidad de vida y pocas enfermedades asociadas, el retrasplante exige de más criterios, "más que nada por un problema de disponibilidad de órganos".

En España, se realizan unos 280 y 300 trasplantes cardíacos al año, a una edad media de 55-60 años, y la lista de espera media suele ser de 7 a 10 días en casos urgentes, dependiendo del grupo sanguíneo y de la complexión del paciente (peso y talla), y entorno a los seis meses en el resto de casos. También está limitado la edad del donante cardíaco, que no puede ser mayor de 55 años.

Además es importante el sexo del paciente, de hecho se trasplanta antes a las mujeres porque a ésta le vale el corazón de un hombre y el de una mujer pero, habitualmente, no surge al revés, ya que el corazón de una mujer suele ser pequeño para el varón.

El joven retrasplantado fue dado de alta a los 15 días y actualmente se encuentra en buen estado de salud. Al principio, explica la doctora, "llevan un tratamiento bastante fuerte para bajarle las defensas y que no rechacen el nuevo órgano, pero pasado el primer año, hacen una vida bastante normal". Ahora otra joven, de 30 años, también de la Región y que se trasplantó en 2010, espera esta segunda oportunidad.

LA NUEVA TECNOLOGÍA: EL FUTURO DE LOS PACIENTES DE CORAZÓN

Hoy por hoy, a los niños que sufren, como el joven de 26 años retrasplantado, se les pone un corazón artificial temporal, no siendo necesario llegar al trasplante. Aunque, de momento, solo existe el corazón artificial que remplaza al ventrículo izquierdo, "que está dando bastantes buenos resultados".

En la Región de Murcia se han implantado tres corazones artificiales, uno de ellos falleció meses después, con lo que La Arrixaca lleva el seguimiento de los otros dos casos "con muy buenos resultados y una supervivencia equiparable al del trasplante". El primero se implantó hace cuatro años "y está bien". La idea es realizar cinco asistencias al año.

En opinión de la responsable de la Unidad de Insuficiencia Cardíaca de la Arrixaca, la tecnología es, probablemente, el futuro de estos pacientes y el corazón artificial total. Tras lo que ha querido concluir mandando un mensaje de esperanza, "porque se está investigando mucho en este terreno y obteniendo los frutos deseados; vamos por el buen camino".

Cuando hablamos de tratamientos complejos, concluye, "siempre es necesario el apoyo de la sociedad, autoridades sanitarias, y la colaboración estrecha de muchos profesionales" de los servicios de anestesia, unidad de cuidados intensivos , cirugía cardíaca y cardiología, "sin las cuales no se podrían llevar a cabo programas de esta complejidad".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook