20 de mayo de 2019
20.05.2019
La Opinión de Murcia
Datos

La Región es la tercera peor Comunidad Autónoma en Servicios Sociales

Su principal déficit son las Rentas Mínimas de Inserción, con una cobertura del 3,6% de su población bajo el umbral de la pobreza, siendo la media estatal del 8,0%

20.05.2019 | 13:14
La Región es la tercera peor Comunidad Autónoma en Servicios Sociales

La Región de Murcia ocupa el puesto 15 en la calificación de las 17 Comunidades Autónomas en el desarrollo de su Sistema de Servicios Sociales y muestra "estancamiento" en el último año, con 0,05 puntos menos que el anterior, según la radiografía realizada por la Asociación de Directoras y Gerentes de los Servicios Sociales.

En materia de derechos y ordenación del Sistema sigue sin Ley de servicios sociales que garantice derechos en esta materia, ni Catálogo que concrete estos derechos.

Puntúa en este apartado por contar con planificación, aunque sin memoria económica, y por la integración de la protección a la Dependencia en el Sistema de Servicios Sociales.

La relevancia económica de los servicios sociales sigue una evolución positiva, pero continúa muy por debajo de la media estatal en los tres indicadores contemplados que son gasto por habitante y año, que alcanzaron los 262,39 euros en 2016 y 297,12 en 2018, mientras que la media estatal es de 381,25 euros.

El porcentaje que supone la inversión de las administraciones públicas en servicios sociales sobre el PIB regional es del 1,349 por ciento en 2016 y 1,442 en 2018 (media estatal 1,525%).

El porcentaje de la inversión de las administraciones públicas en servicios sociales sobre su presupuesto total es del 8 por ciento en 2016 y 8,44 en 2018 (media estatal 9,36%).

Respecto a la cobertura efectiva de prestaciones y servicios, la Región destaca positivamente en tres aspectos que son las estructuras básicas de servicios sociales con un profesional por cada 2.064 habitantes, que es mejor que la media estatal que es de uno por cada 2.348 habitantes.

De igual modo, destaca la cobertura del Sistema de Atención a la Dependencia, atendiendo a un 12,27% las personas potencialmente dependientes en esa Comunidad en 2016, también por encima de la media estatal, que es de 10,07%.

Así mismo, su tasa de desatención (Limbo de la Dependencia) es del 11,2%, inferior a la media estatal que es 19,2% y los acogimientos familiares para menores son del 70,15% del total de los acogimientos, cuando la media estatal es del 55,96%.

Los principales déficit de cobertura de Región en servicios sociales son las Rentas Mínimas de Inserción, con una cobertura del 3,6% de su población bajo el umbral de la pobreza, siendo la media estatal del 8,0%.

La cuantía de estas rentas mínimas supone como media por perceptor el 9,35% de la renta media de esa Comunidad, mientras que a nivel estatal es el 13,21%.

Resulta también muy deficitaria en todos los servicios para personas mayores. Así solo cuenta con una cobertura de 1,36% plazas residenciales de financiación pública, frente a 2,47% de media estatal.

En ayuda a domicilio la cobertura en la Región es de 1,63%, frente al 4,20% de media estatal, y su intensidad de 14,70 horas mensuales de media, mientras que a nivel estatal son 18,89 horas.

En plazas de centros de día la cobertura es de 0,93% y la media estatal 1,09%. Y en teleasistencia, un 4,95% frente al 9,29% de media estatal.

De la misma manera, la Región es deficitaria en servicios para personas con discapacidad, tanto en plazas residenciales, con una cobertura de 0,89% frente al 1,47% de media estatal, como en diurnas y ocupacionales, con 1,69% frente a 2,67% de media estatal.

En cuanto a las plazas de acogida para mujeres víctimas de violencia de género, se trata de 6,56 por cada 100 mujeres víctimas de violencia de género en la Región, cuando en el conjunto de España son 9,91 Plazas.

Respecto a alojamiento para personas sin hogar, en la Región son 38,3 plazas por cada 100.000 habitantes, y en la media de España son 62.

Este informe aprecia "el escaso desarrollo del Sistema Público de Servicios Sociales" en la Región en sus tres dimensiones; derechos y ordenación, relevancia económica y Cobertura efectiva de prestaciones y servicios.

En cuando a los desequilibrios, el informe aprecia lo que se denomina "cobertura en riesgo", ya que su cobertura de prestaciones y servicios no está garantizada por una estructura jurídica (Catálogo), lo que la hace especialmente frágil y vulnerable a merced de este tipo de decisiones coyunturales.

Por todo ello, el informe recomienda aprobar una ley de Servicios Sociales, incrementar el presupuesto en la materia en un 30 por ciento, es decir, 102 millones de euros de la Comunidad y 22 de las administraciones locales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído