16 de marzo de 2019
16.03.2019
Laboral

Acuerdo para subir el salario mínimo a 14.000 euros en 2020

El compromiso recogido en el pacto entre la patronal y los sindicatos garantiza un sueldo de 1.000 euros mensuales a unos 142.000 trabajadores fijos

15.03.2019 | 23:05
Acuerdo para subir el salario mínimo a 14.000 euros en 2020

La Región es una de las primeras comunidades autónomas que ha materializado el pacto nacional. La propuesta será ahora trasladada a los convenios colectivos.

La patronal y los sindicatos han acordado introducir en los convenios que se firmen en la Región un sueldo mínimo de 1.000 euros mensuales para 2020. El acuerdo alcanzado por la Croem con Comisiones Obreras y UGT beneficiaría a unos 142.000 trabajadores con contrato indefinido que podrán cobrar 14.000 euros anuales, repartidos en 14 pagas. Ese es uno de los principales compromisos recogidos en el 'Acuerdo para el impulso de la negociación colectiva' que han rubricado este viernes el presidente de la patronal, José María Albarracín, y los secretarios generales de las organizaciones sindicales mayoritarias, Santiago Navarro y Antonio Jiménez, respectivamente. Para 2019 el compromiso es llevar a las mesas de negociación una subida salarial de entre el 2% y el 3%, del que se beneficiarán unos 200.000 trabajadores murcianos cuyos convenidos colectivos han expirado y llevan hasta diez años sin renovarse en algunos casos.

El salario mínimo está fijado en 900 euros mensuales para el año 2019, lo que supone una retribución anual de 12.600 euros en catorce pagas. Las empresas que no han empezado a pagar aún los 900 euros mensuales a sus trabajadores tendrán que abonar la diferencia con efecto retroactivo desde el 1 de enero, tal y como apuntaba la secretaria de Política Sindical de UGT, Encarna del Baño.

El pacto rubricado ayer en la sede del CES traslada a Murcia los compromisos recogidos en el acuerdo nacional suscrito por los sindicatos con las patronales CEOE y Cepyme. Según apuntó José María Albarracín, Murcia ha sido la segunda comunidad autónoma que ha conseguido negociar un documento en el que se recogen propuestas para mejorar los salarios, dar estabilidad al empleo y reducir la brecha salarial. Hasta ahora solo se ha firmado un acuerdo similar en Castilla y León.

En la Región no se había producido un acercamiento semejante entre la patronal y los sindicatos desde hace más de una década, antes de que la crisis bloqueara la negociación colectiva, que quedó limitada a unos pocos sectores a partir de la reforma laboral de 2012. Esta situación ha llevado a que cerca del 70% de los convenios de las principales actividades de la Región estén pendientes de revisión. Algunos llevan caducados ocho o diez años, según apuntó Santiago Navarro, quien destacó «la capacidad legisladora» que la negociación colectiva confiere a los empresarios y sindicatos.

Entre los principales acuerdos plasmados en el documento figura el compromiso de elevar el salario mínimo por convenio hasta los 14.000 euros anuales el próximo año. Según apuntó Antonio Jiménez, en torno al 32% de «los trabajadores fijos a tiempo completo cobran menos de esa cantidad, lo que supone que unos 142.000 empleados verían incrementarse su sueldo».

También se han fijado incrementos salariales mínimos del 2% para este año, que podrán llegar al 3% en función de la evolución de la productividad. «No es una quimera, tiene que ser realidad», dijo Santiago Navarro.

Otro de los grandes objetivos de este acuerdo marco es impulsar la renovación y actualización de los convenios colectivos y garantizar su vigencia en el caso de aquellos que hayan expirado.

Para renovar los convenios que están bloqueados se contará con la ayuda e intervención de la Comisión para la Solución Extrajudicial de Conflictos Laborales, que se renovará y adaptará a las necesidades actuales del mercado. Sindicatos y patronal confían en que el segundo acuerdo para su renovación esté listo antes de este verano.

La estabilidad en el empleo y la reducción de las tasas de temporalidad, que actualmente se sitúan en el 32,2%, frente al 26,9% de la media nacional, es otro de los objetivos, apuntó Albarracín..

Patronal y sindicatos han hecho hincapié en la importancia de utilizar correctamente las modalidades de contratos, para que «los indefinidos sean los más generalizados y los temporales solo una excepción». También tratarán de conseguir que los contratos a tiempo parcial sean solo aquellos que requieran estas limitaciones, evitando las horas extraordinarias innecesarias.

En ese sentido, Antonio Jiménez recordó que un reciente estudio de UGT apunta a que en la Región de Murcia se hacen una media de 88.400 horas extra semanales no pagadas, lo que permitiría la creación de 2.200 nuevos empleos.

Otros puntos del acuerdo pasan por la creación de un grupo mixto que, junto con el Observatorio de la Negociación Colectiva, analizará los convenios colectivos de sector que han quedado obsoletos, pendientes de renovación o con funciones solapadas, y detectará sectores o subsectores que no estén amparados por la negociación colectiva.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook