25 de febrero de 2019
25.02.2019
Fondos europeos

La consejería 'estrena' ayudas para rejuvenecer la pesca

Dos jóvenes, de las cofradías de Cartagena y San Pedro del Pinatar, reciben subvenciones por primera vez para adquirir un barco y convertirse en armadores

24.02.2019 | 21:27

La inversión total ha sido de 229.000 euros y, a través del Fondo Europeo Marítimo, han recuperado alrededor de 62.000 euros

Son los primeros pero seguro que no van a ser los últimos. La Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca ha puesto en marcha este año las ayudas a Jóvenes Pescadores del FEMP (Fondo Europeo Marítimo y de Pesca) y que en esta ocasión han recibido el cartagenero Antonio José Gallego Godoy y el pinatarense Daniel Sanmartín.

Con las subvenciones recibidas, 22.500 euros y 39.500 euros, ambos han podido adquirir una embarcación y arreglarla para dejar de ser pescadores a sueldo y convertirse en patronos de su barco. En los dos casos van a centrarse en la pesca de artes menores, tanto en el Mediterráneo como, en el caso de Sanmartín, también en el Mar Menor.

El consejero de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca, Miguel Ángel del Amor, ha destacado que «una de las líneas estratégicas del Gobierno regional es el relevo generacional, que ya llevamos tiempo propiciando en el campo, y que ahora vamos a comenzar en otro sector importante en nuestra economía como es la pesca».

Las ayudas a jóvenes pescadores están incluidas en el artículo 31 de la normativa que regula el Fondo Europeo Marítimo y de Pesca. Entre sus objetivos figura fomentar la pesca sostenible -con artes artesanales- y favorecer acciones vinculadas a la reestructuración del sector pesquero «a través del apoyo a jóvenes pescadores y el relevo generacional».

La ayuda económica se centra en la adquisición de su primer buque de pesca. Así, Daniel Sanmartín ha recibido el 25 por ciento de subvención (22.500 euros) para una inversión de 90.000 euros, dinero destinado a la compra de un barco de 9,40 metros de eslora.

Antonio José Gallego ha adquirido una embarcación de 12,5 metros, en la que ha invertido 139.056,32 euros. La ayuda ha sido de 39.519,81 euros, el 28,42%.

Esta iniciativa, puesta por primera vez en marcha este año en la Región, se ha realizado a través del Grupo de Acción Social de Pesca y Acuicultura de la Región de Murcia (Galpemur), que colabora con la Consejería. Este grupo tiene entre sus objetivos «la apuesta decida por la diversificación del sector pesquero y la mejora de la calidad de vida de las poblaciones costeras de nuestro ámbito de actuación», explica Inmaculada Torres, gerente del grupo.

Forman parte de Galpemur las cofradías de pescadores de la Región, los ayuntamientos costeros, organizaciones ecologistas, asociaciones de hostelería, de comerciantes, cámaras de comercio, etc.

Torres explica que una de los problemas más graves que sufre actualmente el sector es la falta de relevo generacional. «En la Región este sector en muy endémico, muy familiar, y hemos calculado que en diez años o menos se puede dar la circunstancia de que la falta de pesca no sea su mayor problema, sino la jubilación de sus patronos».

Para Galpemur ha sido una buena noticia que se pongan en marcha estas ayudas, porque puede permitir que muchos jóvenes que viven en poblaciones del litoral incluyan a la pesca como una de las posibles salidas laborales. «Es cierto que sigue siendo duro, pero también lo es que cada vez se está tecnificando más y es más llevadero».

La apuesta por la entrada de savia nueva en las cofradías conlleva «que entre gente con una mentalidad más moderna», concluye Inmaculada Torres.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook